María Margarita Herdocia Mantica sabe muy bien lo que es conquistar sectores en los que tradicionalmente ha prevalecido el liderazgo masculino en República Dominicana y en otros países de Centroamérica.

La presidenta y CEO de Acrópolis Center e inversionista de varias franquicias en República Dominicana, Costa Rica y su natal Nicaragua, representa en la práctica la teoría que sobre liderazgo femenino han planteado especialistas como Carless, Chadwick y Rosener, quienes aseguran que la mujer cuando está al mando hace sentir a sus colaboradores valorados e integrados a la empresa, por su comunicación abierta y bidireccional.

La originaria de Nicaragua cuenta que invertir en franquicias de venta de comida rápida y otros alimentos más elaborados le ha dado excelentes resultados.

Al punto que ya lleva abiertos sólo en República Dominicana 20 restaurantes de Kentucky Fried Chicken (KFC) y dos TGI Fridays. Y continúa en expansión.

PUBLICIDAD

Herdocia representa en República Dominicana dos marcas con más de 50 años de tradición en Estados Unidos: KFC, que es reconocida como la mayor en el mundo en la venta de pollo frito, y TGI Fridays, que ha marcado pautas en la línea de restaurantes de cena casual.

Aunque el mercado está inundado de restaurantes, en su mayoría regenteados por inmigrantes chinos, que ofrecen pollo frito, la propuesta de Margarita compite principalmente con Pollos Victorina, una marca de amplia tradición que recientemente se ha relanzado, y franquicias internacionales como McDonalds, que además de hamburguesas ofrece pollo frito en su menú.

Comenta que apuesta al negocio de franquicias porque las economías de escala que se generan al tener muchas unidades y varias marcas bajo una misma corporación hacen que el negocio tenga éxito y el crecimiento sea más rápido.

Además, operar marcas reconocidas internacionalmente hace que el consumidor tenga los atributos de la marca ya en su mente; esto ahorra mucho esfuerzo al empresario en labores mercadológicas y de ventas.

 

Una mujer poderosa

Como mujer, dice que le ha tocado esforzarse el doble para alcanzar el éxito en el mundo empresarial en el que se ha desarrollado.

Apenas un 37% del mundo empresarial está liderado por mujeres, refleja un estudio de Global Entrepreneurship Monitor (GEM) sobre liderazgo femenino, publicado en 2012.

“La gente siempre asume que hay un hombre fuerte detrás de nosotras, que alguien nos llevó ahí, que alguien nos ayudó. Pero en realidad las mujeres trabajamos muchísimo y fuerte. Bien dicho eso yo creo que en la vida uno tiene dos maneras de ver las cosas, o mira el problema o mira la solución. Yo he optado siempre por ver la solución”, dice.

La empresaria invita a los empresarios a rechazar la discriminación de cualquier índole, pues considera que poniendo el ejemplo se puede inspirar a otros y hacer sentir desfasados y fuera de lugar a aquellos que no practican la igualdad de oportunidades en sus empresas.

“No debe uno dejar que el proceso te aleje de la meta, y parte de lo que nos hace a las mujeres fuertes es que tenemos un aguante muy fuerte. A nosotras Dios nos hizo aguantadoras, resilientes. A nosotras nos pueden pegar una y otra vez y nos levantamos”, confirma.

La alta ejecutiva asegura que para ella lo más importante es su gente, por lo que desde hace años estableció en sus empresas la cultura corporativa de fomentar entre los compañeros de trabajo el interés por conocer y procurar el bienestar del otro.

“La mejor manera de aportar a la democracia es empezar por ser democrático en su trabajo. Yo quiero cambiar el mundo, por eso empiezo por cambiar el mundo de los que están a mi alrededor”, apunta.

Para Margarita, la cultura corporativa debe ir en consonancia con su cultura de vida, una tarea que ella intenta cumplir cada día.

Por Felivia Mejía.

 

Siguientes artículos

Amazon, la ‘amenaza’ de Liverpool en el e-commerce
Por

Durante 2016, Liverpool lanzó un nuevo portal de comercio electrónico, que incluye herramientas con información en tiemp...