Tres murales gigantes en la Ciudad de México adornan el paisaje urbano de la capital. Pero la mejor parte es que también ayudan a descontaminar el aire que circula en las calles de la misma.

Están ubicados en los edificios de las colonias Cuauhtémoc, Juárez y Roma, y forman parte del proyecto “Absolut Street Trees”, una iniciativa de Pernod Ricard, una compañía francesa de bebidas alcohólicas.

El secreto para que estas obras purifiquen lo que respiramos está en la pintura que se utilizó para pintarlas, una pintura llamada Airlite que ayuda a neutralizar los contaminantes en el aire a través de un proceso similar a la fotosíntesis.

Así, cuando la luz solar ilumina la superficie de los murales, se produce una reacción química y el aire que se encuentra alrededor se oxigena.

En conjunto cubren una superficie de 2,000 metros cuadrados y tienen la capacidad de eliminar la contaminación anual emitida por 60,000 automóviles.

En entrevista con la agencia de noticias EFE, la gerente de marca de Pernod Ricard en México, Ana Carolina Herrera, aseguró que la pintura utilizada en estos murales tiene una vida útil cercana a los 10 años y que este proyecto está diseñado para crear conciencia entre los jóvenes sobre los problemas ambientales de las ciudades a través del arte urbano callejero.

“Uno de los desafíos más difíciles en la ciudad es el problema de la contaminación”, señaló Herrera y dijo que “combinar tecnología y arte, es una forma de plantar “árboles”, además de agregar un sello vibrante y colorido en la Ciudad de México”.

Respecto a los mensajes que transmiten estas obras de arte, el mural pintado en la colonía Cuauhtémoc, en un edificio ubicado en la avenida Paseo de la Reforma por el colectivo español Boa Mistura, el grupo dijo que la pintura tiene la intención de transmitir que todos los humanos son individuos únicos, pero también parte de algo más grande, como hojas individuales en el mismo árbol.

Por su parte, el artista mexicano Revost dijo que el mural en la calle Álvaro Obregón, en la colonia Roma y titulado “El árbol de las serpientes”, busca promover una vida sostenible y la igualdad de género.

Mientras tanto, el tercer y último mural, ubicado entre Paseo de la Reforma y la avenida Insurgentes, en la colonia Juárez, y que aún se encuentra en proceso por la artista mexicana Seher One, tiene como objetivo enviar un mensaje poderoso a las personas para “transformar” su forma de pensar o “estimular la curiosidad” sobre ciertos temas.

Con información de Mexico News Daily y EFE.

Te puede interesar también:

Fumar mariguana a diario aumenta riesgo de psicosis: estudio

 

Siguientes artículos

El queso que ‘escucha’ hip hop sabe mejor: estudio
Por

Investigadores descubrieron que entre Mozart, Led Zeppelin y una banda de hip hop, esta última es la mejor opción para p...