EU realizará una cumbre para analizar el futuro de los vehículos autónomos

Foto: Tesla

Fabricantes de automóviles, compañías de tecnología, defensores de la seguridad vial y legisladores asistirán a una conferencia el 1 de marzo sobre potenciales acciones gubernamentales que podrían acelerar el lanzamiento de autos autónomos, señaló el Departamento de Transporte de Estados Unidos.

El mes pasado, la Secretaria de Transporte, Elaine Chao, dijo que la administración de Trump planea revelar las directrices automotrices revisadas este verano, ya que el gobierno se propone reescribir las regulaciones que plantean barreras legales a los vehículos robot.

Lee también General Motors avanza en sus vehículos autónomos con OnStar

La “cumbre” del próximo mes es para ayudar a “identificar las actividades prioritarias federales y no federales que pueden acelerar el despliegue seguro” de los vehículos autónomos, dijo el departamento. También estará abierto al público.

La Administración Nacional de Seguridad en el Tráfico en las Carreteras (NHTSA, por sus siglas en inglés) quiere comentarios sobre qué investigación llevar a cabo antes de decidir si eliminar o reescribir las regulaciones. Podría tomarle años a la agencia para finalizar los cambios en las reglas, y los defensores están presionando al Congreso para que actúe.

En octubre, la NHTSA dijo que está buscando ideas sobre cómo puede eliminar los obstáculos normativos a los automóviles robot. La NHTSA dijo que quiere encontrar cualquier “barrera regulatoria innecesaria” para los autos que conducen automóviles “particularmente aquellos que no están equipados con controles para un conductor humano”.

La reunión del 1 de marzo en la sede del departamento en Washington incluirá “varias sesiones de grupos de interés sobre diversos temas relacionados con la automatización”, dijo la NHTSA.

La legislación para acelerar la introducción de autos sin conductor pasó por unanimidad ante la Cámara de Representantes de Estados Unidos en septiembre, pero se estancó en el Senado debido a las preocupaciones de un pequeño número de demócratas.

Los fabricantes de automóviles deben cumplir con casi 75 estándares de seguridad automotriz, muchos de los cuales fueron escritos bajo la suposición de que un conductor con licencia tendrá el control del vehículo.

General Motors Co, Alphabet Inc, Tesla Inc y otros han presionado por la legislación histórica, mientras que los grupos de seguridad automotriz instaron a más salvaguardias.

En septiembre pasado, Chao anunció el primer conjunto de revisiones a las pautas reveladas por la administración Obama.

A principios de enero, GM presentó una petición a la NHTSA solicitando una exención para que opere un pequeño número de vehículos autónomos en un programa de viaje compartido sin volantes o conductores humanos que podría comenzar en 2019. NHTSA está revisando la petición y aún no ha certificado como completo, un paso intermedio antes de decidir sobre los méritos de la propuesta.