La formación humana es, sin duda, una base vital en la identidad de cada persona. Desde que somos niños, adquirimos habilidades que se convierten en nuestras mejores herramientas durante la vida adulta. La prosperidad del futuro se siembra desde la infancia, y por ello, apostar por la educación de calidad para nuestros hijos es la mejor herencia que podemos dejarles.

En ese sentido, las habilidades cognitivas, psicosociales y artísticas son fundamentales en el desarrollo de los niños. Consciente del valor irremplazable de la formación integral, el Colegio Inglés se posiciona como el referente líder de educación en Playa del Carmen, siendo la institución académica privada que día a día forja el espíritu de las niñas y niños del presente (y por supuesto, del futuro).

A través de su filosofía basada en libertad y responsabilidad, Eugenia Guzmán – directora y fundadora de este colegio- brinda a sus estudiantes las herramientas que necesitan para descubrir el mundo a través de una visión integral en cada etapa de la vida: desde los primeros años de aprendizaje en nivel preescolar y primaria, hasta transitar la adolescencia en nivel secundaria y finalmente alcanzar los inicios de la adultez temprana en preparatoria y universidad.

La directora del Colegio Inglés ha dejado en claro que su prioridad más fuerte es “cómo los empresarios de la educación estamos formando a los niños frente a los nuevos retos del mundo, tenemos que ver una forma diferente de educar, y todos estamos educando en aulas iguales tal como educaron a nuestros abuelos y bisabuelos, sólamente les ponemos un iPad y ya creemos que lo hacemos distinto”.

Desde su inauguración hace 18 años, el Colegio Inglés se ha posicionado como el recinto educativo más disruptivo en formación académica, gracias a que dentro de su esquema pedagógico considera un arma vital para el desarrollo integral humano: la inteligencia emocional y el respeto propio, trascendiendo los límites tradicionales.

“La formación académica que nos distingue es la preparación de nuestros estudiantes a través de una constancia firme, brindándoles mucho más que habilidades cognitivas e intelectuales”, añade.

“En este ciclo escolar empezamos con mindfulness para que nuestros niños aprendan a enfocarse. Se trata de formar niños felices con mucha mayor flexibilidad, porque vivimos en un mundo donde la inteligencia artificial se postula para ser nuestro gran competidor”, afirma Eugenia Guzmán en entrevista con Forbes México.

Esta institución es para sus estudiantes un segundo hogar, donde encuentran la libertad para desarrollar seguridad y confianza propia, creer en sí mismos a través del amor y respeto propio. Los alumnos en formación destacan por su identidad humanitaria, basada en valores sociales y características de liderazgo, creatividad y emprendimiento.

Asimismo, el alto nivel académico del Colegio Inglés está diseñado para equipar a sus alumnos con el análisis de cualquier problemática desde el razonamiento lógico. Para lograrlo, las niñas y niños adquieren las bases que les preparan para tomar decisiones: la inteligencia emocional, que permite a cada persona identificar la tolerancia a la frustración en situaciones adversas, pero también la armonía en el entorno social.

Pasión por el desarrollo integral

Sin lugar a dudas, la disciplina es prioridad en una formación de calidad, por ello, el Colegio Inglés prepara a sus alumnos para desarrollar habilidades en el deporte, que les permitan adquirir un sentido de compromiso y responsabilidad para toda su vida, al mismo tiempo que se divierte descubriendo sus capacidades motoras.

Uno de los objetivos más representativos de Eugenia Guzmán, es ofrecer una educación integral basada en programas diferenciadores, donde la formación de niñas y niños se basa en el respeto y conocimiento propio. Esto les permite ser la mejor versión de ellos mismos, porque para el Colegio Inglés, el espíritu emprendedor se forja desde la infancia y nunca termina de alimentarse.

La misión más importante de este instituto es transformar las vidas de otros seres humanos y reinventar la educación, rompiendo los paradigmas de los docentes para optimizar una enseñanza disruptiva, en donde los profesores son facilitadores del conocimiento y los alumnos crean su propio aprendizaje.

“En un mundo tan cambiante, el desafío es transformar la educación para que nuestros alumnos estén preparados para competir con este nuevo mundo, donde la inteligencia artificial será nuestra gran competencia empresarial y laboral”, advierte la fundadora.

Actualmente, el Colegio Inglés se consolida como una institución educativa de calidad en Playa del Carmen y Tulum. Adicionalmente, busca llegar hasta las aulas de Chemuyil, al sur de la Riviera Maya, proyectando progreso en Yucatán y Quintana Roo, dos estados de la República Mexicana con oportunidades potenciales de expansión, tanto en su entorno natural como en capital humano.

Eugenia Guzmán encabeza el desarrollo y planificación de los programas diferenciadores en el Colegio Inglés.
Eugenia Guzmán encabeza el desarrollo y planificación de los programas
diferenciadores en el Colegio Inglés.

Un esquema disruptivo en expansión

Cuando Eugenia Guzmán inauguró su primera institución educativa, lo hizo con la fuerte convicción de llevar los modelos disruptivos de educación hasta las comunidades más alejadas.

Frente a esta gran responsabilidad, la directiva inició Fundación K’iin Beh en 2011, fundando Centro Educativo Kiin Beh, iniciando con clases de educación preescolar en una comunidad de bajos recursos en Playa del Carmen, con un grupo de 20 niños y una palapa construida por los padres de familia, quienes -motivados por el progreso de sus hijos- cortaron árboles y troncos para la construcción que entonces serviría como salón de clases. Hoy en día, el centro educativo expande su nivel académico hasta primaria y secundaria, con más de 350 alumnos quienes reciben educación bilingüe.

Asimismo,  Guzmán, expande su misión por instaurar la educación de calidad en Playa del Carmen a través del Centro Universitario Inglés, el cual está dedicado a forjar profesionales comprometidos con su entorno, capaces de desarrollar habilidades y experiencias en distintos mercados empresariales.

“Siempre con una visión líder, nuestros egresados están listos para detectar oportunidades de negocio en mercados nacionales e internacionales”, afirma Eugenia.

Para Eugenia Guzmán -mejor llamada por sus alumnos como Miss Miñuca- la misión nunca termina. El esfuerzo por construir modelos disruptivos de formación académica es inagotable, y la pasión por transformar la vida de las personas a través de la educación es invaluable. Por ello, en cada innovación imprime entusiasmo y calidad, con la visión de acceder hacia nuevos horizontes que le permitan descubrir diversas formas de nutrir el espíritu líder que todos los seres humanos llevamos dentro.

Eugenia Guzman ha recibido diversos reconocimientos en la industria educativa, donde figuran: Mujer Empresaria 2018, en Quintana Roo; Mujer Embajadora de la Educación por la Asociación Internacional para el Desarrollo Educativo y Cultura de Paz; y galardones otorgados por Global Quality Foundation y la Asociación Mexicana de Mujeres Empresarias de la Riviera Maya.

 

Siguientes artículos

ETF’s para invertir en blockchain sin la volatilidad de las criptomonedas
Por

Aquí echaremos un vistazo más de cerca a la industria emergente de blockchain e introduciremos dos fondos cotizados en b...