¿Qué características generales debe tener un CFO? Aquí se proponen cinco principios que enuncian la función y las expectativas de un profesional de finanzas.

 

 

Por Raúl González Lima

PUBLICIDAD

 

La Federación Internacional de Contadores (IFAC, por sus siglas en inglés), a través de su Comité de Contadores Profesionales en los Negocios, a finales de 2013 emitió un documento para discusión sobre la función y las expectativas de un director de finanzas (CFO).

 

Este documento pretende responder la pregunta: “¿Qué características generales debiera tener un CFO?” Se proponen cinco principios que enuncian la función y las expectativas de un CFO, como sigue:

  1. El CFO debe ser un líder organizacional efectivo y un miembro importante de la alta administración. Facilita la creación y preservación de valor sustentable.
  2. El CFO debe buscar un equilibrio entre las responsabilidades de la administración y los negocios de la sociedad. La función del CFO requiere valorar la importancia tanto de la conformidad como del desempeño. La conformidad incluye la administración de los activos y asegurar que la organización se conduzca a sí misma de acuerdo con los requerimientos legales y regulatorios aplicables. El desempeño incluye ayudar a la organización a definir una estrategia, obtener recursos y cumplir sus objetivos estratégicos sustentablemente. Estas distintas facetas de la función del CFO necesitan ser asumidas con integridad y sin comprometer una con otra.
  3. El CFO debe actuar como integrador y conductor de la organización. Con su amplia perspectiva de la organización y el ambiente en que ésta se desempeña, el CFO necesita ayudar a su organización a conducirse por los procesos y retos relativos al desarrollo, administración y ejecución de una estrategia. Como integrador y conductor, el CFO debe facilitar la creación de valor sustentable ayudando a asegurar que su organización incorpore o integre factores económicos, sociales y ambientales en todos los niveles de toma de decisiones e información.
  4. El CFO debe ser un líder efectivo de las funciones de finanzas e información financiera. El CFO necesita dirigir efectiva y eficientemente la función de finanzas e información financiera, guiando eficientemente a la organización en la utilización de recursos, y al mismo tiempo ofrecer valor a sus clientes. El CFO debe ser capaz de evaluar y optimizar los beneficios y retos que puedan surgir derivados de tendencias como la centralización, la utilización de servicios de terceros (outsourcing) o la relocalización de la función de finanzas e información financiera, así como asegurar que el talento y la capacidad financiera sean retenidos y cuidados dentro de la organización.
  5. El CFO debe ser un profesional que aporte cualidades profesionales a la función y a la organización. El CFO debe aportar cualidades profesionales a su función y estimular la conducta ética y la toma de decisiones en toda la organización, para asegurar la creación de valor sustentable. Al desempeñar la función de CFO, los contadores profesionales se mantienen atentos a sus principios fundamentales de integridad, objetividad, competencia y cuidado profesionales, confidencialidad y conducta profesional.

 

En adición a la supervisión de las funciones de finanzas e información financiera y de los sistemas de información relativos a que hace referencia el cuarto principio anterior, las responsabilidades de los CFO también incluyen:

  • Demostrar liderazgo ético e integridad en los negocios.
  • Equilibrar las preocupaciones y presiones de corto plazo, tales como la administración del efectivo, liquidez y rentabilidad, con la visión a largo plazo y el éxito organizacional sustentable.
  • Cubrir las funciones de la administración mediante el aseguramiento del cumplimiento y el control efectivos, y respondiendo a las cada vez mayores medidas regulatorias, que incluyen la información financiera, los requerimientos de capital y la responsabilidad corporativa.
  • Compartir las responsabilidades del liderazgo estratégico con el Director General (CEO) y otros miembros de la alta administración, y asegurar que las funciones de finanzas e información financiera apoyen al negocio a un nivel estratégico y operacional.
  • Impulsar y administrar el cambio y la innovación dentro de la organización.
  • Comprometerse y comunicarse efectivamente con colegas, inversionistas, clientes, proveedores, reguladores y terceros interesados, tanto internos como externos.

 

Por otra parte, este documento señala, con base en una encuesta de E&Y, que la educación básica predominante de los CFO en Europa y algunos países de Asia y África se concreta a un título de Finanzas (29%), una Certificación Contable (27%) o una Maestría en Finanzas (27%).

Para mayor información sobre el documento referido en este artículo, ver esta página electrónica en inglés.

 

 

Raúl González Lima es Contador Público Certificado y Profesional Certificado en Finanzas por el Instituto Mexicano de Contadores Públicos (IMCP) y el Instituto Mexicano de Ejecutivos de Finanzas (IMEF). Representante del IMCP en el Comité de Contadores Profesionales en los Negocios de IFAC. Director General de Información a Bolsa de Grupo Televisa, S.A.B.

 

 

Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de Forbes México.