La Junta Agroempresarial Dominicana propone que se invierta todo lo que sea necesario en materia de capacitación técnica, recursos humanos, crédito, asistencia técnica y manejo de la inocuidad para garantizar la calidad de productos específicos, de manera que se garantice la estabilidad en la oferta y un precio competitivo en el mercado internacional.

 

Por Felivia Mejía

 

PUBLICIDAD

Con sus visitas los fines de semana a comunidades rurales del país para reunirse de manera directa con pro­ductores agrícolas, el presidente Danilo Medina demuestra su interés por apoyar al campo, aunque la partida que se reservó a ese renglón de la economía este año evi­dencie lo contrario.

Este sector, que reporta a la economía más de 1,200 millones de dólares (mdd) al año, podría triplicar ese aporte si se focaliza a la expor­tación de productos clave que tienen un enorme potencial para crecer en el comer­cio internacional, estima la Junta Agroem­presarial Dominicana (JAD).

La calidad del producto local se reco­noce cada vez más en el mercado interna­cional, un ejemplo lo representan las cifras de exportación del banano orgánico que registra el Centro de Exportación e Inver­sión de la República Dominicana (CEI-RD). Esas exportaciones aumentaron 32.96% en 2013, comparado con el año anterior, lo que en términos de valor representó 94.34 mdd.

El vicepresidente ejecutivo de la JAD, Osmar Benítez, sugiere que se seleccionen 30 productos de la agricultura y la pecua­ria que puedan generar cada uno de ellos 50 mdd, lo que añadiría 1,500 mdd la economía dominicana.

“Deberá haber una coordinación muy estrecha entre el CEI-RD y los Ministerios de Agricultura, de Industria y Comercio y de Relaciones Exteriores. Esta estrategia debe servir para identificar nuevos produc­tos, donde tenemos agricultores con voca­ción, voluntad y conocimiento para ampliar las exportaciones del país”, opina Benítez.

Entre los cultivos con oportunidad están mango, aguacate, piña, coco, chinola, gua­nábana, vegetales de invernadero, yerbas aromáticas, plátano tipo barahona, melón, pitahaya, tomates de ensalada y cherry, sandía mini, vegetales orientales y batata.

Benítez cita como otro reto del sector agropecuario que el gobierno acelere la titulación de tierras.

“Hay que destinar más recursos econó­micos a la Suprema Corte de Justicia para llevarlo a la jurisdicción inmobiliaria de manera que los jueces titulares de tierras puedan disponer de abogados ayudantes que agilicen el proceso, porque la ley dice que debe completarse en 45 días y cada caso tardas hasta seis meses”, explica.

Benítez plantea que en los próximos dos años el gobierno de Medina deberá trabajar fuerte en la titulación porque hay cientos de miles de agricultores que no han hecho la transferencia de títulos debido a la falta de recursos económicos para contratar abogados y agrimensores.

 

Siguientes artículos

El Tec y su polémico cambio de identidad
Por

Bien por el Tec por atreverse a cambiar y por buscar actualizarse, pero creo que su nuevo logo no cumple con el signific...