Reuters.- Altos ejecutivos de Facebook y Twitter defienden esta mañana a sus empresas en el Congreso de Estados Unidos de lo que los legisladores consideran su fracaso en combatir continuos esfuerzos extranjeros por influir en la política interna.

La presidenta de Operaciones de Facebook, Sheryl Sandberg, quien testificó junto con el CEO de Twitter, Jack Dorsey, reconoció ante la Comisión de Inteligencia del Senado que la compañía tardó demasiado en responder a los esfuerzos de Rusia por interferir en los comicios y la discusión política estadounidense en 2016.

No obstante, insistió en que están mejorando.

“Hemos eliminado cientos de páginas y cuentas involucradas en un comportamiento inauténtico coordinado, lo que significa que engañaron a otros sobre quiénes eran y qué estaban haciendo”, dijo Sandberg. “Cuando malos agentes intenten usar nuestro sitio, los bloquearemos”, añadió.

PUBLICIDAD

Dorsey también describió la supervisión más estricta de Twitter sobre el uso malicioso de su plataforma, incluida la notificación a las autoridades el mes pasado de cuentas que parecían estar en Irán. Y agregó que se suspendieron 770 cuentas por violar las políticas de Twitter.

Lee también: ONU pide a Facebook redefinir terrorismo para evitar censura

Facebook, Twitter y otras empresas de tecnología han estado a la defensiva durante muchos meses sobre la actividad política en sus sitios, así como sobre las preocupaciones respecto de la privacidad de los usuarios.

“Desafortunadamente, lo que describí como una ‘vulnerabilidad de seguridad nacional’ y ‘riesgo inaceptable’ en noviembre no se aborda”, dijo el senador Richard Burr, presidente republicano de la comisión. “Claramente, este problema no va a desaparecer. Ni siquiera estoy seguro de que vayamos en la dirección correcta”, agregó.

Antes de la audiencia y en una renovada crítica, Trump acusó a las redes sociales interferir en las elecciones de medio término que se celebrarán en noviembre en Estados Unidos, sin ofrecer ninguna evidencia, y agregó que son empresas “superliberales”, según una entrevista publicada este miércoles por Daily Caller.

Cuando comenzó la audiencia, las acciones de las redes sociales cayeron. Twitter bajó 4.5% y Facebook, 1%.

Larry Page, CEO de Alphabet, compañía matriz de Google, rechazó acudir a la comparecencia y ante la negativa de los legisladores de recibir a un directivo menor, la empresa terminó enviando un documento escrito.

Representantes de las compañías han viajado a Washington varias veces para testificar en el Congreso, incluidas 10 horas de preguntas al presidente ejecutivo de Facebook, Mark Zuckerberg, durante dos días en abril.

La Comisión de Inteligencia del Senado investiga los esfuerzos de Rusia para influir en la opinión pública estadounidense, luego de que las agencias de inteligencia de Estados Unidos concluyeron que entidades respaldadas por el Kremlin habían intentado aumentar las probabilidades de que Trump fuera elegido en 2016.

No te pierdas: Peligroso que Facebook y Twitter censuren diversidad de voces: Trump

Moscú niega la participación y Trump, apoyado por algunos de sus colegas republicanos en el Congreso, ha calificado reiteradamente las investigaciones sobre el asunto como una cacería de brujas partidista o un engaño. Algunos republicanos también acusaron a las compañías de redes sociales de tener prejuicios contra Trump y otros conservadores.

Dorsey proseguirá su testimonio con una comparecencia en la tarde en una audiencia que analiza el tema en la Cámara de Representantes. Allí le dirá a la Comisión de Energía y Comercio que Twitter “no usa ideología política para tomar decisiones”, según un testimonio escrito que se hizo público el martes.

En el Senado, tanto Burr como el vicepresidente demócrata de la Comisión, Mark Warner, dijeron que llamaron a la audiencia del miércoles para presionar a las redes sociales a fin de que se esfuercen más.

 

Siguientes artículos

Desestiman acusaciones sexuales contra Kevin Spacey en Los Ángeles
Por

Además, la fiscalía angelina dijo que tampoco acusará al actor Steven Seagal ni al comediante Anthony Anderson por cargo...