La farmacéutica Eli Lilly and Co anuncio este jueves recortará en un 8% su plantilla laboral como parte de su estrategia para reducir costos, medida que impactará a cerca de 3,500 empleados en todo el mundo.

La compañía espera que con esto pueda ahorrar unos 500 millones de dólares al año, a partir de 2018.

A través de un comunicado indicó que esta iniciativa forma parte de un amplio plan de productividad que ya tiene en marcha para mejorar su estructura de costos, en particular los costos fijos, así como para racionalizar sus operaciones y poder concentrarse en el desarrollo de nuevos medicamentos.

“Tenemos una gran cantidad de oportunidades: ocho medicamentos lanzados en los últimos cuatro años y el potencial de otros dos a finales del próximo año. Para realizar plenamente estas oportunidades e invertir en la próxima generación de nuevos medicamentos, estamos tomando medidas para racionalizar nuestra organización y reducir nuestros costos fijos en todo el mundo”, dijo David A. Ricks, presidente y director ejecutivo de Lilly.

PUBLICIDAD

Eli Lilly prevé que la mayor parte del recorte provenga de un programa de jubilación anticipada voluntaria que ofrece en Estados Unidos.

También está cerrando una planta en Iowa y oficinas de investigación y desarrollo en Nueva Jersey y China.

Te puede interesar: Lego eliminará 1,400 empleos por caída de ventas

 

Siguientes artículos

La opinión pública en México ¿existe?
Por

Estamos viviendo una ausencia total de consideración, respeto, o cuando menos cuidado de la opinión publica, exhibiendo...