La empresa suiza tiene 150 años de experiencia en el mercado farmacéutico y busca en una primera etapa invertir en investigación dentro del país.

 

El incremento de trastornos del sueño y padecimientos relacionados con la depresión en México, son las oportunidades que animan a la farmacéutica suiza Zeller a iniciar a partir de hoy sus operaciones formales en el país.

Zeller es un laboratorio con 150 años en el mercado de fitomedicamentos, es decir, aquéllos fármacos elaborados a partir de plantas medicinales.

PUBLICIDAD

“México es uno de los tres países más importantes en Latinoamérica para la industria farmacéutica. El volumen del mercado mexicano es muy grande y, además, la tradición por los medicamentos de herbolaria, así como la tendencia actual por los productos naturales, nos da una perspectiva muy buena”, asegura Licia Ocampo, directora de Zeller en México.

En una primera etapa la empresa contará con una plantilla de 36 colaboradores enfocados en actividades comerciales  y de ventas en ciudades como el Distrito Federal, Guadalajara, Monterrey, Puebla, Toluca, Tijuana, Mexicali, así como Mérida, Cancún, Veracruz, Morelia, Querétaro, León, San Luis Potosí y Cuernavaca.

Los directivos no descartan que en el largo plazo los planes de la farmacéutica incluyan el establecimiento de una planta de producción y un centro de investigación, aunque por el momento sólo se concentrarán en la inversión en investigación de nuevos tratamientos en instituciones educativas como la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM).

“Nuestro objetivo principal es diferenciarnos claramente de todos esos remedios herbolarios, complementos alimenticios que hay en el mercado, para ser reconocidos como una empresa farmacéutica”, dice Ocampo.

El monto que invertirá Zeller no fue revelado, aunque los directivos aseguraron que es de millones de pesos: “será un monto razonable, yo creo que a mediano plazo vamos a invertir mucho, un monto razonable de 9 dígitos bastante alto”, asegura en entrevista Stefan Geelhaar, director de Marketing Internacional de Zeller.

Por el momento, la compañía ya comercializa los fitomedicamentos Remotiv e Ivel, para tratar la depresión  y el insmonio, respectivamente, lo cuales cuentan con la autorización de la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris) que preside Mikel Arriola.

Licia Ocampo espera que anualmente puedan introducir al mercado 5 nuevos medicamentos e incrementar en un 60% la base de pacientes que consumen sus medicamentos a través de la prescripción de los médicos.

La directora de Zeller México calcula que el mercado mexicano de antidepresivos  alcanza cerca de los 50 millones de dólares (mdd), pero podría incrementarse debido al número de pacientes que sufren depresión.

Las ventas mundiales de Zeller alcanzaron en 2012 los 45 mdd, y en México sus ventas alcanzan niveles de 20 millones de pesos anuales (mdp).

 

Siguientes artículos

Economías desarrolladas retomarán el crecimiento en 2014
Por

PwC prevé que la economía global crezca 3.5% en 2014, impulsada por una mayor confianza para hacer negocios y en el cons...