Los olores son los disparadores más poderosos de la memoria, un simple aroma te puede transportar a lugares y momentos muy especiales. Las firmas de lujo dedicadas al arte de hacer velas comprenden el inmenso poder que puede tener una esencia, es por eso que han consagrado su vida a la confección de candelas capaces de encapsular las más exquisitas fragancias. 

El negocio de la fabricación de velas es una práctica arcaica, repleta de anécdotas que relatan la magnífica trayectoria y la incesante permanencia de este arte en la historia global. Aquí 5 firmas de lujo con un catálogo muy peculiar.

Maison Trudon

PUBLICIDAD

La historia de esta marca inició hace algunos siglos, cuando Claude Trudon decidió comprar una boutique en la calle de Saint-Honoré, París, en 1643, misma que pronto se convertiría en una fábrica millonaria. Sus velas han formado parte importante de la vida de innumerables figuras de la realeza francesa, como el Rey Luis XV o Napoleón Bonaparte. Durante la Revolución Francesa de 1789 alumbraron el Palacio de Versalles hasta el último día del Antiguo Régimen. Por su increíble historia, calidad y savoir faire, Maison Trudon ha marcado una pauta en el universo de los fabricantes de velas difícil de superar.

Fue hasta el 2007 cuando la compañía adoptó el nombre de “Cire Trudon” y comenzó con la fabricación de velas aromáticas. Ahora, se dedica a crear candelas que cuentan diversas historias a través de olores y aromas; cada una de las cuales es hecha a mano. También cuenta con cuatro tiendas en Paris, una en Nueva York y otra en Londres.

Entre los agraciados y sumamente detallados trabajos de Maison Trudon encontramos velas de distintos tamaños, formas y características, sprays aromáticos, otros accesorios y hasta bustos especiales de figuras destacadas de la historia de Francia.

mariaantonieta_velas

Busto de María Antonieta de Austria, archiduquesa de Austria y reina de Austria y Navarra. 

Hermés

Esta firma francesa, fundada en 1837 por Thierry Hermés, es mundialmente reconocida por sus artículos de moda de alta calidad y lujo insuperable. Además de su amplia selección de fragancias, relojes, moda, artículos de piel, del hogar y otras extracciones, esta histórica empresa también se dedica a la fabricación de velas y candeleros muy peculiares.

Uno de los más distinguidos es el candelero Séléné, una pieza disponible en dos presentaciones: porcelana sobre caoba sólida ebonizada y porcelana sobre madera de palisandro macizo. Este artículo tiene un precio de 900 dólares. Otro objeto interesante es la vela Arbre de Vie, una candela inodora en un vaso de porcelana, decorado con un patrón “Arbre de Vie” y una base de terciopelo, con un precio de 330 dólares.

hermes_velas

Candelero Séléné y vela Arbre de Vie

No dejes de leer: Las coronas más caras de la historia

Penhaligon’s

“Nos esforzamos por crear aromas originales para los excéntricos de hoy”, este es el principal objetivo de esta firma inglesa, fundada en Londres en 1870 por William Penhaligon. Esta empresa también sostiene una historia y trayectoria muy interesantes. A finales del reinado de Victoria (1837–1901), el creador de Penhaligon fue laureado con el título de “barbero y perfumista de la Corte Real” y, en 1903, el negocio recibió la autorización de Royal Warrant por parte de la familia real; credencial que denominaba a Penhaligon’s como un servicio exclusivo y directo de la Corte o de miembros de ésta. Posteriormente, le fueron otorgados dos Royal Warrants más, en 1988 por el príncipe de Gales y el duque de Edimburgo en 1956.

Penhaligon’s comprende el enorme poder emotivo que puede contener un aroma, es por esto que trabaja con expertos perfumeros capaces de interpretar cualquier idea y plasmarla en una fragancia elegante y serena. Ofrece esencias, cremas y aceites para baño, diversos accesorios, lociones, elíxires, tratamientos para la piel y, por supuesto, velas.

La candela Maduro Leaf tiene una vida de 110 horas y desprende esencias robustas, amaderadas, con notas a especias, puro y piel. Tiene un costo de 118 dólares.

penhaligons_velas

Maduro Leaf

Jo Malone

Aunque esta compañía sea relativamente joven –fundada en Londres en 1994– ha logrado forjar una identidad muy especial. Sus creaciones están inspiradas en la cultura británica y su constante colaboración con afamados perfumeros le confieren a la marca una creatividad y singularidad muy interesantes.

Además de velas, Jo Malone pone a disposición del consumidor una muy amplia selección de colonias, productos de baño, para el cuidado de la piel y el cuerpo, sprays aromáticos de diversos tipos y funciones y muchas opciones más. Su línea Luxury Candles está compuesta de piezas con olores cautivadores, únicamente elaborados para las narices más delicadas. La Pomegranate Noir desliga olores a granada y frambuesa, con notas a lirio, maderas guayacán y ámbar. Su tiempo de vida es de 230 horas y tiene un precio de 470 dólares.

jomalone_velas

Pomegranate Noir Luxury Candle

Byredo

Llegamos a la marca más joven de la lista: Byredo. Esta casa fue fundada en el 2006 por Ben Gorham, como resultado de un viaje que hizo a la India, donde descubrió una inmensa gama de olores y esencias sobre las cuales fundó su empresa. Así nació Byredo Parfums, misma que después incursionó en la producción de accesorios de piel, lentes, productos de cuidado del cuerpo, cremas, fragancias para el hogar y velas aromáticas.

Una de sus velas más representativas es la Byredo Vanquish, en cera negra, con notas a bosque y flores frescas, que contrastan con la humedad y el olor a madera y jengibre.

byredo_velas

Byredo Vanquish

 

Síguenos en:

Twitter

Facebook

Instagram

 

Siguientes artículos

8 destinos perfectos para ver auroras boreales
Por

Cada destino al que viajas tiene algún sitio que no debes dejar de visitar por ningún motivo. Desde museos, parques, mon...