Es amante de la adrenalina y la disfruta tanto al pilotar una aeronave como al dirigir Coface América Latina desde la Ciudad de México. Bart Pattyn lleva más de una década viviendo en el país y se muestra optimista ante los próximos cambios estructurales.

A Bart Pattyn le emocionan las alturas y la velocidad; así como controla una aeronave y bucea en las profundidades, también esquía o maneja una bici de montaña. Son esos momentos en su vida, vacaciones o fines de semana, en los que, como cualquiera, se relaja y se concentra en una sola actividad. Pero no es así en su oficina de la Ciudad de México, donde lidia con personal de 15 nacionalidades, quienes proveen cobertura para clientes de aproximadamente 200 naciones.

Coface está presente en 98 países y Bart Pattyn se mantiene al frente de las oficinas en América Latina. En la década pasada, Coface creció 30% cada año. Tienen presencia en Argentina, Brasil, Chile, Colombia, Ecuador, México y Uruguay.

Pattyn nació en Bélgica, pero ha vivido en España, China, Singapur, India, Estados Unidos y otros países de América. «Soy la suma de todo esto», afirma. El CEO y presidente puede hacer negociaciones comerciales en cuatro idiomas: flamenco/holandés, inglés, español y francés, y si se trata de ir a un restaurante, se «defiende» en tres idiomas más: alemán, portugués e italiano.

«Trabajé en un banco belga otorgando financiamiento para aeronaves, luego en Irlanda y fundé un banco en Bombay. Llegué a Coface en Singapur y Asia y he fundado oficinas en Brasil, México, Colombia y este año estamos por abrir en Perú. Llevo 30 años fuera de Bélgica », explica.

Cada cultura, cada personalidad que ha conocido, ha dejado una huella en la vida de este CEO, que viaja por lo menos tres veces al mes fuera de México. Cuando descansa,  aprovecha para navegar en el cielo. Todo es culpa de su esposa: en 1995 le regaló un curso de piloto por su cumpleaños. «Siento debilidad por todos los deportes que generan adrenalina: la aviación o el buceo, incluso andar en bici de montaña, si vas rápido; son sensaciones que absorben toda tu personalidad porque hay que poner mucha atención».

A Bart le gusta leer ciencia-ficción, si bien no tiene títulos ni autores favoritos. «La ficción y la ciencia pueden ayudar a desarrollar una cierta visión. En los negocios, tener visión es mucho más importante que los números y resultados en sí mismos. Hay que liderar un equipo hacia un objetivo y, para eso, hay que soñar cuál podría ser.

Como algunos dicen, si los sueños no dan miedo es porque son pequeños; hay que soñar un poco más grande. En términos de literatura, me interesa el camino de tener potencial para crear un sueño. Para liderar una empresa, leer ayuda mucho», sostiene. «No tengo gurús, no creo en la personificación de maneras de trabajar, de maneras de vivir. Hay muchos ejemplos, pero hay gente valiosa que nadie conoce; a esa gente la he conocido con el paso de los años».

Bart ha vivido varios años en México, donde ha aterrizado los planes de cientos de empresas que depositan su confianza en la aseguradora, y él se muestra realista cuando habla de México. «En la sociedad mexicana hay una dualidad: algunos millonarios que son del primer mundo —incluso más ricos que en Europa—, y varios millones de personas muy pobres que van a tardar dos o tres generaciones en llegar a un nivel de vida normal».

Es entonces cuando este ejecutivo, con visión y cultura pero también amante de la adrenalina, sugiere que no hay que perder de vista el honor. «Es una palabra muy antigua que suena rara, como de otra época, pero es muy importante ser honorable», concluye.

Bart Pattyn CEO de Coface América Latina.

Bart Pattyn CEO de Coface América Latina.

Construir seguridad

«Coface ayuda a las empresas a construir relaciones comerciales duraderas para contribuir a la creación de un entorno seguro».

En este momento, Coface es líder en el mercado y cotiza en la Bolsa de París desde hace un año. «Tenemos el 38% del mercado, estamos acelerando y creciendo mucho más rápido que nuestros competidores. Dentro de América Latina esta empresa ha alcanzado un buen posicionamiento. Tenemos filiales de seguros en siete países de América Latina, estamos creando uno en Perú, contamos con socios en Costa Rica, Uruguay; más o menos 400 personas». Perú ha sido identificado, a principios de este año, como uno de los 10 nuevos mercados emergentes por Coface.

Como compañía de seguros, se mueve en el primer mundo, en las empresas que exportan. Pattyn añade que «a través de proyectos de sostenibilidad también intentamos ayudar a la otra parte de México, la parte pobre, pero por supuesto nuestra empresa es pequeña y lo que hacemos no va a cambiar al país, aunque sí cambia la vida de algunas personas».

Para tomar decisiones sobre el desarrollo en nuevos mercados Coface ofrece información sobre riesgo sectorial, riesgo en el país y en el entorno empresarial a través de análisis.

GettyImages-184133178
 

Siguientes artículos

La evolución del corredor de lujo de la Ciudad de México
Por

Tras la renovación de la avenida Presidente Masaryk, todos los reflectores han apuntado al corazón de Polanco. ¿Pero cuá...