Los monarcas han sido figuras importantes y respetadas en los países durante siglos. La figura del rey y la reina sin lugar a dudas ha ido más allá de la política y del protocolo, envolviéndose en un estilo de vida lujoso y exclusivo. No obstante, han habido algunas familias reales que lo han llevado a niveles superlativos. Te presentamos aquellos que no han sido modestos y han usado las coronas más caras de la historia.

Maximiliano I de Baviera

Baviera se convirtió en un reinado en 1806 y para conmemorarlo mandó a hacer un conjunto de joyas de la corona. La corona del rey está adornada con diamantes, zafiros, rubíes, esmeraldas y perlas y se estima que cuesta más de 17 millones de dólares.

PUBLICIDAD

3-bavaria-these-are-the-worlds-most-expensive-crown-jewels-via-en-wikipedia-org_

Venceslao I de Bohemia

Esta pieza se hizo  en 1347 y forma parte del tesoro checo, también conocido como las Joyas de la Corona de Bohemia.
La corona de San Venceslao está hecha de oro de 22 quilates y adornada con varias gemas preciosas, como las perlas, las esmeraldas, los zafiros y los rubíes.
La corona presenta un total de 19 zafiros, 1 rubí, 20 esmeraldas y 20 perlas.

5-czech-republic-these-are-the-worlds-most-expensive-crown-jewels-via-eveandersson-com_

Christian IV de Dinamarca

La corona de Christian IV fue hecha por Didrik Fyren en los años 1595-1596, está hecha de oro y está adornada con piedras preciosas cortadas y perlas que pesan 2895 gramos. Está dividia en 4 por 2 zafiros masivos y está decorada con volutas hechas de diamantes. La corona de la reina es más delgada y está adornada con diamantes tallados.

4-denmark-these-are-the-worlds-most-expensive-crown-jewels-via-flickr-com_

También lee: Las joyas que están inspiradas en México

Katherine Henckel Von Donnersmarck de Alemania

La corona fue comisionada por el príncipe alemán Guido Henckel von Donnersmarck, quien se la dio como un regalo a su segunda esposa Katherine en el año 1900. También hay rumores de que esta tiara perteneció a la esposa del emperador Napoleón III de Francia. La corona tiene 11 esmeraldas en forma de pera pulida, (un total de 500 quilates) y un licitador anónimo pagó 12.76 millones de dólares por ella.

emerald-and-diamond-tiara

San Eduardo de Inglaterra

Esta creación está realizada totalmente de oro y decorada con piedra preciosas, como zafiros, turmalinas, amatistas, topacios y citrinos. Los bordes están decorados con perlas y pesa aproximadamente dos kilos. La usa el Arzobispo de Canterbury para coronar a los monarcas del Reino Unido.

800px-st-_edwards_krone_nachbildung_auf_den_bahamas

Síguenos en:

Twitter

Facebook

Instagram

 

Siguientes artículos

5 lugares para hacer glamping en México
Por

El glamping, o acampar con glamour, se ha vuelto una actividad en creciente tendencia durante los últimos años. Para tu...