En la superficie, parecería que Calvin Harris ha tenido un año difícil. Tuvo un accidente de coche, se separó de su novia súper estrella Taylor Swift y sus ingresos anuales bajaron por tres millones de dólares. Pero se necesitaría mucho más para quitar a Harris de su trono: él todavía ganó $ 63 millones de dólares, convirtiéndose en el DJ mejor pagado  del mundo.

Texto: Zack O’Malley Greenburg

Traducción: Giselle Opalin

Por cuarto año consecutivo, Harris es el campeón de las ganancias de la electrónica, un género definido por un remolino de sintetizadores, voces elevadas y espectáculos de luces psicodélicas. El DJ escocés, al que se le paga más de $400,000 dólares por concierto en Las Vegas, siempre ha tenido el ojo puesto en el primer lugar. «Quiero ser el compositor-productor número uno de todos los tiempos», dijo a Forbes hace varios años.

Los siguientes en la lista son otros dos europeos. De origen holandés, Tiësto ganó $38 millones de dólares, tocando en más de 100 conciertos en los últimos 12 meses, además de un contrato de aproximadamente siete cifras con 7-UP. Por su parte, el DJ francés David Guetta hizo el tema principal de la Eurocopa 2016 y ganó $28 de millones de dólares en el año, gracias, sobre todo, a su concierto estable en las propiedades del Wynn en Las Vegas.

Sin embargo, no todo puede ser tan brillante. Los diez que más ganan juntaron colectivamente $270.5 millones este año (1% menos que hace un año). Es el primer año desde que Forbes comenzó a rastrear el pago de DJs en 2012 , que el número se ha reducido respecto al año anterior.

«La burbuja ya ha estallado en Estados Unidos», dice Steve Aoki (Nº 5,  23.5 MDD), que tocó 198 veces en el último año a pesar de su cirugía de las cuerdas vocales. «Se puede ver en el paisaje de Las Vegas.»

Algunos de los DJs más exitosos en la lista ganaron gran parte de su dinero en géneros distintos de la música electrónica. Skrillex (Nº 7, $20 millones), sirvió como la fuerza impulsora detrás del regreso de Justin Bieber, produciendo cinco pistas en el último disco de Bieber, Purpose. Otros están abandonando por completo el género. Avicii (Nº 12, $14.5 millones) está pensando retirarse a finales de este verano.

 


Nuestras estimaciones incluyen las ganancias de conciertos en vivo, patrocinios, música grabada y negocios externos. Las cifras son ingresos antes de impuestos calculados a partir de junio 2015 a junio 2016, con información de Nielsen, Songkick, Bandsintown, Pollstar, RIAA, promotores, managers y muchos de los propios DJs.

Aunque todavía hay esperanza. Los nuevos DJS Dimitri Vegas & Like Mike (Nº10, $ 15.5 millones) anotaron seis cifras de pago por algunos festivales. Ellos debutaron en el medio de los reyes de la electrónica veteranos, como  Afrojack (N° 11, $15 millones) y Martin Garrix (Nº 9, $ 16millones).

También te puede interesar: Los mejores festivales de música electrónica en México

¿Qué tan precisos son nuestros números? Algunos DJs y sus equipos nos dicen que son acertados; otros dicen que son demasiado altos o demasiado bajos. Pero todo el mundo tiene una motivación diferente.

«Por mi parte, siempre están un poco por debajo», dice Kaskade (Nº 8, $19 millones). «Lo que no me importa, siempre he sido un chico de ataque sorpresa, de todos modos».

Síguenos en:

Twitter

Facebook

Instagram

 

Siguientes artículos

Perlas: la reinvención de un clásico
Por

Las perlas evocan la belleza femenina desde hace miles de años. Nos remontan a una época de dioses en la que se creía qu...