San Miguel de Allende es conocido por ser el corazón de México. Es un lugar mágico que resalta la belleza y amabilidad del país poniendo en alto su nombre, ya que es considerada la 4º ciudad más amable del mundo.

En Forbes Life realizamos un recorrido por este destino y decidimos elegir los hoteles más lujosos y llamativos de San Miguel para que la estancia acompañe el estilo de la ciudad.

Rosewood

PUBLICIDAD

El terreno donde se ubica el hotel tiene una gran historia. Éste era el terreno de cultivo y viñedo de la casa de verano, hoy conocida como el Instituto Allende, de la familia de la Canal, una de las fundadoras de la ciudad que se estableció en el siglo XVII.

Cinco hectáreas conforman el terreno y el hotel fue construido desde cero en el 2005. En sus inicios nadie estaba seguro de qué pensar y los habitantes de San Miguel de Allende estaban en contra de que semejante construcción se llevara a cabo justo cuando la ciudad había sido nombrada Patrimonio de la Humanidad. No obstante, el resultado fue sorpresivo, ya que en la inauguración se dio a conocer cómo se había respetado en el diseño y arquitectura, las tradiciones y cultura de San Miguel. Todos los materiales que se utilizaron son de origen mexicano y vienen de los mismos lugares con los que se construyó la ciudad.

La filosofía del hotel es conservar el sentido de San Miguel mezclando las comodidades de un hotel de lujo, lo cuál se puede notar en el spa que tardó 3 meses en abrir y lo interesante es que todos los tratamientos se tienen que integrar con la ciudad por lo que muchos de sus productos son de la zona y utilizan mucha lavanda.

Matilda

El dueño del hotel, Harold Stream, se enamoró de México y del arte. Él y su familia tienen una de las colecciones de arte más importantes en América Latina, y el arte fue la inspiración del hotel. Su nombre viene de Matilda, la pieza creada por Diego Rivera de la madre de Harold Stream y con base en ella gira todo el concepto y entorno del hotel.

Matilda es un espacio que celebra el arte y presenta colecciones y piezas importantes que cada artista ha ido realizando especialmente para el hotel, muchas de ellas son primeras obras por lo que su valor aumenta pero más que el valor monetario para Matilda lo importante es el valor sentimental que representan y la interacción que pueden llegar a generar con el huésped. Su principal propósito es que el cliente se sienta como en una galería de arte pero con la posibilidad de interacción, ya ninguna de las obras lleva el nombre del artista.

El hotel ha recibido múltiples premios y el año pasado fue galardonado con el reconocimiento al Mejor Hotel de México y quedo en 3º lugar como el Mejor Hotel del Mundo. Una de sus amenidades más destacadas es el spa de 2 cabinas, que ofrece experiencias personalizadas gracias a una terapeuta que entrevista al huésped para descubrir qué es lo que necesita y conforme a eso crea un tratamiento y una terapia para atacar el malestar del huésped. Todos los productos que se utilizan son naturales y creados en el momento.

L’Ôtel

El hotel boutique más exclusivo de San Miguel cuenta con 10 habitaciones y se encuentra a unos pasos del Jardín Principal. Antes el establecimiento en el que se encuentra era conocido como Casa Cohen y hoy en día se conoce como Dôce 18 Concept House, un proyecto creado por el arquitecto Roy Azar de la mano de Sally Azar que mezcla diseño, gastronomía, arquitectura, arte, hospitalidad y moda de tal forma que creó un espacio digno de San Miguel de Allende.

L’Ôtel presenta las mismas características, las suites están acompañadas de obras realizadas por los artistas Rafael de la Lastra que exhibe fotografías de los paisajes de México y Marisa Boullosa que pintó a mano las magnolias que adornan las cabeceras de las camas en todas las habitaciones del hotel.

La Owner Suite es una habitación de 120 metros cuadrados con una terraza privada y jacuzzi que presenta una vista a la Parroquia y al Jardín Principal de San Miguel.

Síguenos en:

Twitter

Facebook

Instagram

Suscríbete a nuestro newsletter semanal aquí

 

Siguientes artículos

Joyas de la gastronomía: Trufa blanca de Alba
Por

El lujo gourmet es un mercado creciente, donde las fronteras no son un problema, si el dinero tampoco lo es. Casi siempr...