El nombramiento de Maria Grazia Chiuri al frente de la dirección creativa de Dior, una marca creada y dirigida hasta ahora por hombres, marca el retorno femenino a los puestos directivos y de decisión que tuvo en sus orígenes la industria.

Hubo un tiempo en que la industria de la moda estuvo dominada por mujeres. Era la época dorada de las couturières, encabezada por Chanel y su eterna archienemiga, la italiana Elsa Schiaparelli; también por Madame Grès, Madame Vionet —que popularizó el corte al bies—, Jeanne Lanvin, Nicole Groult (hermana de Paul Poiret, el autoproclamado “Rey de la Moda”), las hermanas Callot, Nina Ricci, etc. Por supuesto, también había creadores masculinos —Jean Patou, Marcel Rochas, Mainbocher…—, pero “la emoción residía en el reinado de las mujeres”, tal y como escribió Cecil Beaton en El espejo de la moda.

Maria Grazia Chiuri

Maria Grazia Chiuri

Esa época se alargó desde finales de los años 20 durante toda la década de los años 30, pero tras la Segunda Guerra Mundial los hombres recuperaron su posición de predominio con Balenciaga y Dior como sumos sacerdotes de la alta costura. Desde entonces, a pesar de excepciones como las de Miuccia Prada, quien ha levantado un imperio de futuro incierto —ha cerrado el año 2015 con pérdidas del 38% y sus acciones han bajado a la mitad—, o Phoebe Philo, quien logró que el grupo LVMH accediese a su deseo de trasladar las oficinas de la marca francesa Céline a Londres, ya que deseaba estar más tiempo con su familia, la industria de la moda ha estado controlada básicamente por hombres.

PUBLICIDAD

Pero la confirmación de Maria Grazia Chiuri como directora creativa de Dior este viernes —aunque era un secreto a voces— marca un antes y un después en el panorama internacional, especialmente porque viene apenas unos meses después del nombramiento de la francesa Bouchra Jarrar al frente de otra maison histórica, Lanvin, tras la despedida de Alber Elbaz. Chiuri, a su vez, sucede a cinco generaciones de hombres, encabezados por el fundador de la casa, Christian Dior (1946-1957), Yves Saint Laurent (1957-1960), Marc Bohan (1960-1989), Gianfranco Ferré (1989-1997), John Galliano (1997-2011) y Raf Simons (2012-2015).

Coco Chanel

Coco Chanel

Existe un caso aparte dentro de la industria que, a raíz del Brexit, tiene su lógica, ya que Gran Bretaña siempre ha ido por libre. La moda británica es la única —por encima de la estadounidense, con marcas como Donna Karan o Diane von Fürstenberg, cuyos directores creativos son la actualidad hombres— en la que las mujeres son mayoría. De las 83 firmas que desfilan en la Semana de la Moda de Londres, 48 están lideradas por mujeres con tanto peso como Vivienne Westwood, una leyenda; Sarah Burton, heredera de Alexander McQueen, cuyo nombre sonó con fuerza como posible sucesora de Simons al frente de Dior; Stella McCartney, Victoria Beckham, Mary Katrantzou o Sophia Webster.

Vivienne Westwood

Vivienne Westwood

Pero la apuesta del gigante LVMH por una mujer al frente de su maison estrella no es solo un coup de théâtre de cara a la galería. Además de las cifras —el tándem Maria Grazia Chiuri y Pier Paolo Piccioli ha logrado incrementar las ventas de Valentino a los 1,000 millones de euros en 2015, dos años antes de lo que preveía su plan empresarial—, el grupo apuesta por otra mujer como su diseñadora-estrella del futuro: Grace Wales Bonner, una londinense con raíces jamaicanas, ha ganado el premio que este conglomerado de lujo convoca cada año entre los jóvenes talentos de la moda, dotado con 300,000 euros y un año de tutoría.

En una industria dominada por hombres —hasta ahora—, pero curada por editoras en jefe en un 99,9% y cuyas clientas son en su mayoría mujeres, ha llegado el momento de volver a apostar por el talento femenino de aquellas primeras couturières. ¿Será el fin de la paradoja? El tiempo —y, sobre todo, los mercados— lo dirá.

 

Síguenos en:

Twitter

Facebook

Instagram

 

 

Siguientes artículos

La nueva directora creativa de Dior es Maria Grazia Chiuri
Por

A nueve meses de la salida de Raf Simons de la Maison francesa, por fin se revela quien será la encargada de las colecci...