X
BREAKING
Volaris evacúa a pasajeros de su vuelo CDMX-Mérida por falsa alarma de bomba
X
BREAKING
Volaris evacúa a pasajeros de su vuelo CDMX-Mérida por falsa alarma de bomba

Este fin de semana revivirá la legendaria ‘Carrera de Hielo’ de Zell am See, en Austria. Algunas de las leyendas del automovilismo de Porsche que participarán son Hans-Joachim Stuck, Mark Webber y Walter Röhrl.

Ferdinand Porsche, bisnieto del fundador de la compañía, está listo para relanzar este evento los días 19 y 20 de enero. La primera carrera de hielo del milenio será llevada a cabo en el aeródromo de Zell am See. El evento busca mostrar todo lo que este deporte tiene para ofrecer, incluidos turismos y vehículos antiguos.

Los pilotos que participan también son leyendas por derecho propio. Entre ellos se encuentra la élite del mundo de las carreras a bordo de los diversos autos deportivos de Porsche, incluido el ganador de Le Mans Hans-Joachim Stuck. También participan  actuales corredores de la categoría GT, entre ellos Richard Lietz, el campeón mundial de resistencia. Además,  Mark Webber y el dos veces campeón mundial de rally, Walter Röhrl.

Anteriormente esta carrera fungía como una distracción para quienes pasaban el invierno en Suiza en la década de los 30. Posteriormente, los austriacos transformaron rápidamente las competencias sobre la nieve en un evento espectacular.

PUBLICIDAD

Te puede interesar: Top 5: los Porsche más caros de todos los tiempos

Un poco de historia

Desde 1952, la actividad fue llevada a cabo en memoria del Prof. Dr. h.c. Ferdinand Porsche, y se convirtió en un Gran Premio en hielo con clasificaciones separadas para motocicletas y automóviles. El siguiente paso natural fue que el emergente fabricante de autos deportivos adoptara la carrera como algo propio y que enviara a un equipo completo de corredores de hielo de su propio taller.

Porsche carrera de hielo

Primero fueron los Porsche 356 Coupé, y más tarde con el auto de carreras con motor central 550 Spyder, al mando de los pilotos de fábrica Richard von Frankenberg y Huschke von Hanstein. Estos reyes de hielo y nieve se deleitaban en un mundo de impresionantes derrapajes y grandes cascadas hasta que el hielo se derretía, casi literalmente. En 1974 un Unimog, junto con su conductor, se hundió en el lago durante la limpieza de la nieve, con lo cual las carreras de hielo en Zell am See parecían estar condenadas a los libros de historia.

Ahora, este fin de semana a tradición se abre paso para exigir un lugar propio en la escena contemporánea.

Te puede interesar: Estos son los nominados al Mejor Auto Clásico del Mundo

Síguenos en:

Twitter

Facebook

Instagram

Suscríbete a nuestro newsletter semanal aquí

 

Siguientes artículos

Classics
Estos son los nominados al Mejor Auto Clásico del Mundo
Por

El ganador de ‘The Peninsula Classics Best of the Best Award’ será elegido por un panel de jueces que incluye a los afam...