Luchar contra la inseguridad alimentaria y evitar el desperdicio de la comida es el objetivo de Tablée des Chefs, la organización canadiense sin fines de lucro que ahora combate este mismo problema en México.

Hace trece años Jean-François Archambault, se decidió a crear esta iniciativa en Montreal, la cual pretendía rescatar los excedentes de comida que se encontraban en los grandes hoteles y donarlos a instituciones que trabajan con familias necesitadas para que nunca faltara un plato en casas, albergues, comedores públicos o instituciones de caridad. En 2013 el proyecto llegó a México y el Sheraton María Isabel fue el primero en levantar la mano para realizar este esfuerzo en contra del hambre en la ciudad. Hoy, todos los hoteles la cadena de Starwood Hotels & Resorts en la Ciudad de México donan sus excedentes a alrededor de 50 comunidades, entre las que predominan los niños y las personas de la tercera edad.

En México diariamente se desperdician 31 toneladas de alimentos y, a la vez, 27.4 millones de personas carecen de lo básico, que son 3 comidas al día.

“Desde que inicié Tablée des Chefs sabía que el primer país al que quería llegar después de Canadá era a México por las estadísticas tan desconsoladoras en materia de hambre y desnutrición que existen”, comentó Jean-François Archambault, Director y Fundador de La Tablée des Chefs, durante la primera “Cena con Sentido” realizada en el país.

Durante el evento no sólo se habló sobre este servicio sustentable y, sobre todo, humanitario que se está llevando a cabo, sino que a la vez se realizó una subasta silenciosa para recaudar fondos con los que se implementen programas especiales dedicados a educar a los niños que viven en situaciones de pobreza sobre el desarrollo de una autonomía alimentaria.

Combatir el hambre requiere de la creación de alianzas, de un involucramiento integral y del esfuerzo de varias personas. Por lo tanto, esta iniciativa invita a chefs, cocineros, hoteleros, restauranteros y empresarios a rescatar los sobrantes, a preparar comida en beneficio de organizaciones y a transmitir sus conocimientos a jóvenes en situaciones difíciles. Este último es el nuevo paso al que se dirigen, pues no sólo se trata de darles el alimento del día, sino que al enseñar a los niños a cocinar se les dan las armas para que más adelante salgan al mundo con una preparación en la cual se puedan apoyar para sostenerse y a sus familias.

Como muestra de lo anterior durante la “Cena con Sentido” llevada a cabo el 15 de abril cada hotel de Starwood ofreció un plato especial preparado por su respectivo chef ejecutivo en colaboración con uno de los jóvenes en situaciones difíciles que está aprendiendo a cocinar.

“Qué más podemos pedir, que seguir con este esfuerzo”, afirmó Jean-François Archambault.

 

Más información:

www.tableedeschefs.org

 

Siguientes artículos

Ya puedes comprar la Light Cycle de ‘ TRON ’ por 40,000 dólares
Por

La motocicleta cuenta con un acelerador controlado por computadora, un motor eléctrico de 96 voltios, motor eléctrico de...