El emblemático Grand-Hotel du Cap-Ferrat recientemente sorprendió con una re inauguración, sólo que en en esta ocasión lo hizo para ser propiedad de Four Seasons Hotels and Resorts, con lo cual esta cadena expande su presencia en Francia.

Lujo y confort podrían ser las mejores características que describan la experiencia en este resort, que durante más de 100 años, se ha posicionado como un oasis  dentro de unos de los destinos más glamurosos del mundo.

Este resplandeciente palacio blanco ha sido anfitrión de líderes mundiales, miembros de la monarquía y artistas internacionales por su característica hospitalidad, el lujo en cada detalle y el servicio de gran calidad. Es por ello que Four Seasons lo consideró el recinto ideal para unirse a la gran cadena hotelera. Por su puesto, en esta nueva etapa no se harán a un lado las atenciones que lo distinguen, que son la elegancia y calidad en cada uno de sus servicios personalizados.

PUBLICIDAD

Es así, que el Presidente y Director Ejecutivo para Four Seasons Hotels and Resorts, Allen Smith afirmara que “Francia es uno de los destinos más visitados del mundo, y la oportunidad de expandir nuestra presencia en este mercado con otra propiedad icónica además de París es una noticia maravillosa para nuestra firma y para los huéspedes que han esperado mucho tiempo por una experiencia Four Seasons en la célebre Costa Azul”.

cq5dam.web.1280.720

Un recinto de elegancia francesa regresa con una vanguardista propuesta

Situado en la paradisiaca Riviera Francesa, en este resort se pude disfrutar de la tranquilidad que ofrece la península de Saint-Jean-Cap-Ferrat. Rodeado de espectaculares jardines, está enmarcado con enormes arboles de lavanda y cítricos.

Este sitio evoca toda la elegancia francesa clásica y la combina con elementos de diseño moderno en cada una de sus lujosas habitaciones y suites, las cuales fueron diseñadas por Pierre-Yves Rochon, un reconocido diseñador que también ha colaborado en el  Four Seasons Hotel George V. Cada una cuenta con terraza privada y piscina, dotadas de lo último en cuanto a lujo y confort.

En cuanto a restaurantes, este destino ofrece tres lugares en donde se pueden degustar menús de clase mundial. Uno de ellos es el legendario Club Dauphin. En un ambiente informal se sirven sólo platos de cocina regional junto a la piscina y con vista al mar.

Si de relajación se trata, la opción es visitar el exclusivo spa, que cuenta con ocho salas de tratamientos, un gimnasio, piscina cubierta, sauna, y baños de vapor.

Por su estratégica ubicación, este destino brinda  a sus visitantes el fácil acceso a Niza, Cannes, Mónaco y otros famosos destinos  a lo largo de la Riviera francesa.

cq5dam.web.1280.720 (2)

 

Para mayor información:

fourseasons.com/capferrat

@FSCapFerrat

 

Siguientes artículos

Lujo 2.0: revolucionando la exclusividad
Por

Las marcas de lujo se están dirigiendo cada vez más hacia la digitalización, porque las nuevas tecnologías están revoluc...