En marzo el país superó por primera vez los 3,225 millones de desempleados, mientras que la tasa obtuvo un aumento de 11.5%, la cifra más alta en 14 años.

 

Reuters

PARÍS.- En marzo, el número de personas sin empleo en Francia registró su mayor cifra histórica, un sombrío récord que genera nuevas dudas sobre las promesas del Gobierno de revertir la tendencia de desocupación para fines de año.

PUBLICIDAD

El nuevo récord de 3,225 millones de desempleados, un aumento de un 11.5%, es un golpe simbólico al presidente socialista François Hollande, cuyos índices de aprobación han caído en los últimos meses a los niveles más bajos que haya registrado un líder francés moderno.

Luchando para cumplir con su promesa de revertir el aumento en el desempleo para fines de este año, Hollande lanzó programas subsidiados de trabajo para jóvenes e impulsó una reforma para que las contrataciones y despidos sean un poco más fáciles.

“Pero aún así, el número de personas registradas que buscaban trabajo en Francia aumentó en un 1.2% en marzo, el vigésimo tercer mes consecutivo de alza y alcanzó el peor nivel desde que se comenzó a registrar el dato en enero de 1996”, dijo el ministerio de Trabajo.

Con una ola de despidos en curso en el sector industrial, la cifra de desempleo de marzo de 3,224,600 de personas no sólo superó el nivel de los 3 millones alcanzado en agosto, sino también el récord previo de 3,195,500 de personas registrado en enero de 1997.

El jueves, Hollande reafirmó su meta de revertir la tendencia, pidiéndole a su Gobierno actuar con industriales y otros actores para usar todos los medios posibles para crear empleos.

“Todo lo que haga el Gobierno, en cada ministerio, debe ser para continuar fortaleciendo la lucha por el empleo”, dijo Hollande en una conferencia de prensa durante una visita oficial a China. “Quiero que el pueblo francés se una detrás de esta prioridad nacional”, agregó.

Las automotrices, otrora grandes empleadoras, anunciaron miles de recortes de puestos de trabajo, como PSA Peugeot Citroën, con más de 10,000 recortes de empleos domésticos, y su rival Renault con un objetivo de eliminación de 7,500 puestos en Francia para el 2016.

Las cifras del ministerio de Trabajo son el indicador de empleo divulgado con mayor frecuencia en el país, aunque no está calculado según los estándares de la Organización Internacional del Trabajo ni expresado como un porcentaje de personas que buscan trabajo en la fuerza laboral.

Los datos de marzo también muestran que el tiempo promedio que las personas que buscan trabajo permanecen desempleadas alcanzó un nuevo máximo de 485 días, desde el registro previo de 482 días en febrero, un nivel que también se vio en abril del 2000.

 

Siguientes artículos

ABM presenta herramienta para Pymes
Por

Los bancos mexicanos lanzaron un portal a través del cual las pequeñas empresas puedan prepararse para solicitar y conse...