DW.- El consorcio estatal francés de ferrocarriles (SNCF) ha anunciado un proyecto de trenes de larga distancia financiado por el Estado francés y socios comerciales. París, entre otras ciudades francesas, ya cuenta con trenes de metro sin conductor.

La primera fase del proyecto de 57 millones de euros (66 millones de dólares) se reparte entre dos consorcios: uno que desarrollará un prototipo de tren de mercancías sin conductor, en el que participan empresas como Alstom, Altran, Hitachi-Ansaldo y Apsys (Airbus); y otro dedicado a un prototipo de tren de pasajeros para las rutas regionales (TER), con la SNCF en asociación con Bombardier, Bosch, Spirops y Thales.

La SNCF indicó que está en conversaciones con su homóloga alemana (Deutsche Bahn) para fomentar en Europa los trenes sin conductor.

El director del proyecto, Luc Laroche, afirmó: “Estos desafíos técnicos y humanos son de gran calado. Estamos movilizando una inteligencia colectiva, un conocimiento y la competencia de nuestros socios de la industria”.

PUBLICIDAD

El presidente de Bosch en Francia, Heiko Carrie, comentó: “Como proveedores de soluciones de movilidad, el Grupo Bosch se congratula de participar en este consorcio y contribuir así, aportando nuestra tecnología, en este importante paso hacia la autonomía de los trenes”.

Lee también: Intel ve en México potencial en manufactura inteligente y vehículos autónomos

 

Cambios significativos para la SNCF

La SNCF expuso en su declaración que el tren automatizado mejorará la capacidad y circulación de los trenes ahorrando tiempo y energía, lo que implica beneficios para el medio ambiente.

“La transformación digital de la red y de la señalización ferroviaria va a posibilitar que circulen más y mejores trenes,” según el presidente de SNCF. “Es capital desarrollar trenes autónomos porque nos va a convertir en campeones del sector digital”.

La SNCF cuenta con 17,000 trenes y moviliza a 4 millones de pasajeros diarios. En la actualidad arroja un déficit anual de 3,000 millones de euros y una gran parte de sus 146,800 empleados han tratado de modificar las prácticas laborales recurriendo a la huelga.

Te puede interesar: Siemens construirá los nuevos trenes para metro de Londres

A comienzos de este año, el ministro de finanzas, Bruno le Maire, dijo: “Durante 30 años hemos eludido la transformación necesaria de la SNCF y hemos asistido al deterioro del servicio, no podemos continuar así. Vamos a chocar contra un muro”. La subvención anual que en la actualidad concede el gobierno a la SNCF asciende a los 14,000 millones de euros.

El plan prevé lanzar los primeros trenes semiautónomos en 2020 y trenes sin conductor en 2023.

Por Jane Mcintosh

 

Siguientes artículos

México analiza propuesta de EU sobre aportar fondos para repatriar migrantes
Por

El Gobierno de México continúa evaluando dicha propuesta conforme al marco legal aplicable y en función de las prioridad...