Reuters.- Los niños adictos a los teléfonos móviles en Francia deberán arreglárselas sin sus teléfonos en el colegio, ya que el ministro de Educación está abanderando lo que calificó como una “medida de desintoxicación” para combatir las distracciones y el matonaje en las aulas.

El presidente Emmanuel Macron, cuyo partido La República En Marcha tiene la mayoría en la Asamblea Nacional, espera una rápida aprobación del plan en el Parlamento, a tiempo para imponer la prohibición antes del comienzo del año escolar en septiembre.

Más del 90% de los niños de 12 o más años tiene móvil en Francia, según el proyecto de ley. La iniciativa francesa avivó el debate en países como Reino Unido e Irlanda sobre si deberían seguir el ejemplo y decretar una prohibición a nivel nacional.

Lee también: Diputados alistan una propuesta para prevenir adicción a internet

PUBLICIDAD

“Los teléfonos móviles son un avance tecnológico, pero no pueden monopolizar nuestra vida”, dijo el ministro de Educación, Jean-Michel Blanquer, al canal de noticias LCI.

“No puedes progresar en un mundo de tecnología si no sabes leer, escribir, contar, respetar a otros y trabajar en equipo”, señaló.

Los defensores del proyecto aseguran que el uso de los móviles entre los niños ha empeorado el ciberacoso, está facilitando el acceso a la pornografía y complicando la habilidad de los más jóvenes para interactuar socialmente.

No te pierdas: La nomofobia: la adicción a nuestros celulares

 

Siguientes artículos

Facebook quiere ayudarte a votar bien informado
Por

A menos de un mes de que los mexicanos acudan a las urnas a elegir Presidente, gobernadores y legisladores, la red socia...