Los problemas no cesan para GoPro. Primero anunció un desplome de 40% en sus ingresos durante el tercer trimestre y ahora anuncia que comenzará a retirar su reciente drone Karma por informes de que el motor se detiene durante el vuelo.

La compañía de cámaras de acción fundada por Nick Woodman, dijo que debido a este fallo emitió un llamado para retirar las 2,500 unidades de Karma que se han vendido desde su lanzamiento el 23 de octubre.

«Los propietarios de drones Karma pueden regresar sus unidades en el lugar de compra para un reembolso completo», dijo la compañía en un comunicado.

También puedes leer: Ingresos de GoPro se hunden 40% en el tercer trimestre 

El drone Karma, que tenía un costo de 800 dólares, era la primera incursión de GoPro en el mercado de aviones no tripulados y era visto por los analistas como una opción para mejorar su flujo de ingresos toda vez que las cámaras de acción comienzan a saturar el mercado y a desacelerar la velocidad con la que se venden.

«Estamos trabajando en estrecha coordinación con la Comisión de Seguridad de Productos al Consumidor y de la Administración Federal de Aviación. Lo sentimos mucho haber incomodado a nuestros clientes y estamos tomando todas las medidas para que el proceso de devolución y reembolso lo más fácil posible», dijo Nick Woodman CEO de GoPro.

GoPro reportó una pérdida ajustada de 60 centavos de dólar por acción, muy por debajo de la pérdida de 36 centavos que los analistas de Wall Street habían estado esperando durante el tercer trimestre. Los ingresos cayeron 40%, a 241 millones de dólares (mdd), también muy lejos de las estimaciones de los analistas, de 316 millones.

 

Siguientes artículos

Crecimiento en sectores económico no crea más empleos en Costa Rica
Por

“El país necesita mayores y sostenidos niveles de crecimiento para lograr mejoras en las oportunidades laborales para la...