Reuters. – Grecia suspendió de forma indefinida los partidos de futbol de su torneo local de la Superliga, luego que el dueño del equipo PAOK de Salónica fue grabado llevando una funda de pistola cuando entró al campo para protestar un gol invalidado.

Imágenes y videos mostraron a Ivan Savvides, uno de los hombres más ricos de Grecia, sumándose a una invasión del campo en los últimos minutos de un partido contra el AEK de Atenas, llevando lo que parecía ser un revólver sujeto a su cintura.

“Hemos decidido interrumpir el campeonato (…) No volverá a retomarse a menos que haya un marco claro, acordado por todos, de avanzar con condiciones y reglas”, dijo el viceministro de Cultura y Deportes griego, Georgios Vassiliadis.

El fútbol griego se ha visto plagado de invasiones del terreno de juego y de violencia tanto fuera como dentro de los estadios. Las autoridades han prometido en muchas ocasiones arreglar la situación.

PUBLICIDAD

También puedes leer: Sin alcohol en estadios ¿adiós violencia?

Vassiliadis dijo que la suspensión es indefinida, hasta que todas las partes involucradas acuerden un código de conducta y reglas. “Por nuestra parte habrá reglas mucho más estrictas en asuntos de seguridad”, señaló.

Savvides entró con sus guardaespaldas en el campo de Salónica dos veces el domingo, una de ellas llevando un abrigo, y la segunda vez sin el abrigo y con la funda de pistola a plena vista. Savvides no sacó un arma.

En un determinado, momento Savvides fue retenido cuando protestaba junto con otros al árbitro, que había anulado un gol de Fernando Varela, del PAOK, en el minuto 89. Hasta ese momento el partido había estado empatado, sin goles.

El PAOK fue declarado ganador del partido finalmente, después de que el árbitro revisó su decisión dos horas después y dio por válido el gol.

 

Siguientes artículos

Medio millón de personas han muerto durante la guerra en Siria
Por

Alrededor de 85% de los fallecidos eran civiles muertos a manos de fuerzas del gobierno sirio y sus aliados, de acuerdo...