En México, sólo cuatro de cada 100 personas que nacen en el 20% más pobre de la población mexicana logran escalar al nivel más rico, de acuerdo con una investigación del Centro de Estudios Espinosa Yglesias (CEEY). GROW México es un programa integral de desarrollo importado desde Rumania y está enfocado para estudiantes mexicanos de secundaria y preparatoria.

“Las escuelas se han enfocado mucho hacia la parte de la educación formal. Todavía es mucho de matemáticas, física y química y si no eres bueno en eso entonces hay algo mal contigo”, comentó Anna Adoue Romo de Vivar, presidenta de GROW México.

El panorama para mejorar la educación en el país, según Anna, es buscar programas que le den a los niños y jóvenes lo que quieren dependiendo sus habilidades.

También puedes leer: Estudiantes, la nueva generación de empresarios

PUBLICIDAD

GROW México es considerado un programa integral que puede explicarse en cinco partes diferentes:

Autoconocimiento: conocer sus capacidades y habilidades para ser capaces de reconocer sus fortalezas y trabajar con base a ellas.

Guía: darles sentido de pertenencia hacia el programa para que sean capaces de contestar sus dudas y tengan una guía al tomar decisiones importantes en su vida.

Autoestima: reconocer sus objetivos en su vida y sentirse importantes y felices a través del propio reconocimiento.

Relaciones: tener la oportunidad de conocer a adolescentes mexicanos de diferentes preparatorias y niveles socioeconómicos, así como tener la oportunidad de tener contacto y conocer otras culturas a través de los voluntarios internacionales, con la idea de que hoy en día no es suficiente ser ciudadano mexicano, sino ciudadano del mundo.

Información: proporcionarles seguridad hacia el mundo que hoy en día viven, para que no sientan que por más que afuera hay todo, ellos no saben dónde encontrar lo que necesitan.

Para este año, GROW México buscará ayudar a 1,000 jóvenes mexicanos, a través de 40 mentores internacionales de diferentes partes del mundo que vendrán a México para trabajar con todos estos adolescentes.

“GROW México funciona con escuelas que han decidido ser sede del programa y en esta segunda edición participan la Unitec y el Colegio México”, comentó Anna Adoue.

El costo para entrar al proyecto GROW México es de 1,500 pesos por cuatro meses y el único requisito para ingresar es que los jóvenes sepan inglés. Las inscripciones son en octubre y el programa empieza en noviembre.

“Los jóvenes se pueden registrar en la página de GROW México, recibirán un correo para darles seguimiento para que paguen. El programa GROW México tiene valor curricular ya que al final del programa se les entrega un diploma”, destacó Adoue.

 

Una historia en Rumania

En el verano de 2015 Anna Adoue tuvo la oportunidad de hacer un viaje a Rumania que cambiaría su vida.

“Me presenté a un proyecto sin saber qué esperar y ahí me metí en el universo de GROW, uno de los programas de educación no formal más importantes y conocidos en Europa”, platicó Adoue.

Anna aprendió a dar sesiones a tres grupos diferentes de adolescentes durante dos meses. Después de esta experiencia decidió que sería buena idea traer el programa a México.

“La primera vez que lo implementamos fue en el verano del año pasado donde tuvimos 50 jóvenes mexicanos y seis internacionales”, destacó Adoue.

GROW México es organizado por Humaxia en colaboración con AIESEC y una las principales ONGs rumanas llamada Scoala de Valori.

También puedes leer: Esta universidad de Cataluña quiere más estudiantes mexicanos

 

Siguientes artículos

¿Desfamiliarizar tu empresa familiar?
Por

Al crecer, las empresas familiares deben tomar la decisión de permanecer cerradas a terceros o evaluar si es más conveni...