El grupo de Germán Larrea explicó que los represos de la mina Buenavista del Cobre se llenaron de agua pluvial, pero sin riesgos para la salud.

 

La compañía minera Grupo México negó que haya ocurrido un segundo vertimiento de sulfato de cobre sobre los ríos Bacanuchi y Sonora.

En un comunicado, el grupo de Germán Larrea explicó que los represos Tinajas 1 y Tinajas 2 de la mina Buenavista del Cobre se llenaron de agua pluvial, situación que fue reportada el 18 de septiembre a las autoridades.

PUBLICIDAD

“La Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (PROFEPA) informó que este vertimiento, corresponde a agua de lluvia con presencia de elementos ferrosos por debajo de las normas que podrían poner en riesgo la salud humana”, dijo la compañía, citando a la dependencia en un comunicado que emitió el domingo 21 de septiembre.

Las acciones de Grupo México caían el lunes hasta 5% por el suceso, que trascendió en los medios de comunicación el fin de semana pasado.

“Las mediciones de agua realizadas al 20 de septiembre del año en curso por PROFEPA, CONAGUA y la empresa registran niveles de acidez normales en los ríos Bacanuchi y Sonora”, reiteró Grupo México, que constituyó un fideicomiso de al menos 2,000 millones de pesos (mdp) para atender las reparación de daños ambientales y a los pobladores a causa del derrame de sulfato de cobre ocurrido en agosto pasado.

 

Siguientes artículos

Los 3 retos que debe enfrentar el Presupuesto 2015
Por

Un sondeo realizado por el organismo México, ¿cómo vamos? señala que eficientar la estructura burocrática, reducir los p...