El alto rendimiento se define como: tener éxito por arriba de normas estándares de manera consistente en el largo plazo sin perjudicar tu bienestar y tus relaciones con la gente que amas.

Uno de los hábitos más importantes es tu energía mental y física. ¿Te ha sucedido que quieres emprender algo importante o tener una mejor relación con la persona que amas o mejorar tu espiritualidad y tu mente te dice es el momento de hacerlo, pero tu cuerpo simplemente te dice que no puede? Tu energía es de los recursos más preciados que tienes como ser humano, tienes que aprender a producir, administrar y maximizar el uso de la energía.

Cinco hábitos para elevar tu energía:

1) La meditación, solo 20 minutos por la mañana y 20 minutos por la tarde. Las personas más exitosas del mundo tienen el hábito de poder tomarse un espacio para renovarse, para tranquilizarse, para conectar con el presente, para escuchar a su corazón.

PUBLICIDAD

2) Transiciones, son unas de las herramientas más poderosas que existen para que puedas elevar tu energía. Se hacen cuando cambias de un espacio en tu agenda a otro, por ejemplo, salgo de casa y antes de llegar a mi oficina me tomo dos minutos para hacer una transición, respiras profundamente y piensas la palabra “soltar”, le das a tu cuerpo permiso de soltar cualquier preocupación, ansiedad, estrés y entrar con una nueva intención, y así sucesivamente, esto es mágico para no contaminar el nuevo espacio, y sobre todo poner una buena intención en cada momento de tu día. Entre más intención pongamos en nuestra vida, más claridad y entre más claridad más fortaleza.

3) Movimientos cada 50 minutos, cada 50 minutos tu cuerpo debe estar en movimiento, debes hacer una pausa de cuatro a cinco minutos, en este tiempo debes mover tu cuerpo, saltar, caminar, o hacer algún pequeño ejercicio, tomar agua y luego regresar a tu actividad.

4) Recupera el poder de tus mañanas, una gran parte de lo que va a determinar tu éxito del día es como lo comienzas.

  • Dedícale 20 minutos a hacer ejercicio, 20 minutos a leer y 20 minutos a meditar.
  • No comiences el día viendo tu correo o redes sociales, lo primero es pensar en la estrategia de tu día. Qué es lo más importante que tienes que hacer hoy.

5) La apreciación, la magia de poder sentir lo que está pasando a tu alrededor.

  • Antes de dormir escribe al menos cinco cosas que apreciaste de tu día y que sentiste con el corazón. Un beneficio adicional de hacer esto es que dormirás mucho mejor y estarás más en paz
  • Otro ejercicio es la contemplación, sentarte en una terraza o salir a caminar y solo observar lo que pasa a tu alrededor, estar en el presente.

Estos son los hábitos que más me han ayudado, por supuesto asumiendo que los básicos están cubiertos: alimentación, dormir bien, tener alguna rutina deportiva e hidratarte constantemente.

Es tu momento y es el ahora.

 

Contacto:

Página web: irradiatemore.com

Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de Forbes México.

 

Siguientes artículos

Trascendental: Conectar por encima de la venta
Por

Vender es la habilidad comunicativa más poderosa que existe, y por supuesto la más productiva. Lo más importante, por en...