En un futuro próximo, las grandes organizaciones podrían tercerear la mayor parte de sus procesos, administrando únicamente aquellos que les permitan establecer ventajas competitivas.

 

En el pasado, las empresas trataban de manejar y controlar todos sus activos y procesos para personalizar su oferta, pero a medida que la diversificación ha ido tomando importancia, las empresas han ampliado sus portafolios de productos y servicios, lo cual ha incrementado de manera significativa los costos de operación.

Cuando hablamos de la automatización de procesos existen datos reveladores relacionados con los costos de implantación y operación de una aplicación de software, por ejemplo:

PUBLICIDAD

Según Gartner, más del 75% del presupuesto de TI se gasta en mantener y operar las aplicaciones de software.

De acuerdo con Microsoft, el precio de compra de un software representa únicamente el 5% del costo total de propiedad de una aplicación de software.

Por su parte, IDC señala que los costos ocultos de personal para operar una aplicación de software pueden llegar al 70% del costo total.

Computer Weekly indica que los costos de hardware y software equivalen sólo al 10% del costo total de propiedad de una aplicación de software en un periodo de 5 años.

Por último, Tabb Group menciona que el costo promedio de personal de TI es equivalente al 300% del costo combinado de hardware, software y datos.

En resumen podemos decir que por cada peso gastado en una aplicación de software, las investigaciones indican que las organizaciones gastan entre 3 y 19 pesos en infraestructura y personal para soportarlo.

Estas cifras pueden parecer desproporcionadas, pero considerando todos los componentes de la infraestructura, tales como cableado, enfriamiento, red, mantenimiento, seguridad, pruebas y producción, recuperación en caso de desastre, seguros, procedimientos de compra, financiamiento, depreciación, etc., así como los costos de los recursos humanos especialistas en arquitectura, redes, bases de datos, seguridad, sistemas operativos, desarrollo, integración, documentación y administración, éstas se vuelven razonables, aun sin considerar los costos de los riesgos operativos como caídas de sistema, bajo desempeño, falta de conectividad, etc.

Recientemente, Barclays tercereó los procesos de posnegociación y reportes regulatorios de su área de Banca de Inversión, los cuales son procesos sustantivos del negocio. Con este plan, Barclays espera reducir los costos de operación de estos procesos en alrededor de 20%, reducir los riesgos de incumplimiento y mejorar la experiencia de los clientes.

Este hecho sin precedentes en la banca establece un parteaguas en la tercerización de TI, considerando que existe una gran variedad de procesos que pueden ser clasificados como genéricos sin permitir construir ventajas competitivas en las instituciones financieras. La pregunta es ¿hasta dónde pueden llegar los servicios de tercerización de TI?

Es muy probable que en un futuro próximo las grandes organizaciones tercereen la mayor parte de sus procesos, administrando únicamente aquellos que les permitan establecer ventajas competitivas, transfiriendo al mismo tiempo todo el riesgo operativo relacionado con los procesos tercereados.

 

Contacto:

Twitter: @SunGard

Página web: SunGard

 

Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de Forbes México.

 

Siguientes artículos

La desindexación política
Por

Ahora toca a los ciudadanos desindexarnos del pasado tóxico y empezar a vivir los nuevos tiempos políticos, exigiendo nu...

También te puede interesar