Coca-Cola buscó acercarse a la comunidad indígena en Nueva Zelanda, pero pudo haber cometido un error. Recientemente el gigante refresquero y del marketing, lanzó un mensaje publicitario que hacía alusión a la muerte en uno de los países más obesos del mundo.

Su intento por combinar el inglés con el maorí, un idioma nativo en el país, resultó en una máquina expendedora adornada con la frase “Kia ora, Mate”, cuya traducción en te reo es “Hola, Muerte”, reporta The Guardian.

Y es que la palabra “mate” tiene un significado muy distinto en ambas lenguas. Mientras que en inglés es comúnmente utilizada para referirse de forma amigable a otra persona, en te reo significa muerte.

Usuarios en redes sociales no dejaron pasar la oportunidad para señalar el error. Para algunos, la declaración era una “advertencia sarcástica” de la marca respecto a los efectos nocivos de sus productos azucarados.

Actualmente Nueva Zelanda tiene una de las tasas más altas de obesidad en el mundo, uno de cada tres adultos es obeso. En tanto, la comunidad indígena es la más afectada, cerca del 50% de los adultos maroíes y el 18% de los niños están catalogados como obesos.

Coca-Cola no es la primer empresa en enfocarse en el idioma nativo. Recientemente Google lanzó una versión maorí de su buscador y Google Maps está grabando el asistente de voz en el idioma; Moana, la película de Disney también fue traducida al maorí.

 

Siguientes artículos

Game Changers | ¿Cómo será el futuro en el que queremos vivir?
Por

Es por eso que debemos pensar de manera más aventurada y más alternativa para vislumbrar cómo va a ser nuestra realidad...