Reuters.- Las dos principales formaciones independentistas catalanas alcanzaron un acuerdo para apoyar la investidura del depuesto Carles Puigdemont como presidente de la región española, lo que aumenta la probabilidad de un nuevo desafío soberanista durante este año.

El representante de Junts per Catalunya Jordi Xucla dijo este miércoles a la cadena RTVE que su partido y Esquerra Republicana de Catalunya (ERC) apoyarán el regreso de Puigdemont al cargo desde el cual lideró el impulso independentista, algo que a su juicio es “lógico” tras el resultado de los comicios del 21 de diciembre.

Puigdemont se autoexilió en Bruselas tras liderar una declaración de independencia de Cataluña y podría ser arrestado si regresa a España. El otro potencial candidato importante para representar a los partidos proindependentistas sería el líder de ERC, Oriol Junqueras, quien está cumpliendo una sentencia en una cárcel de Madrid.

El presidente del Gobierno español, Mariano Rajoy, convocó a unas elecciones en Cataluña para el 21 de diciembre buscando resolver la peor crisis política de España en décadas, después de la declaración de independencia de octubre tras un prohibido referéndum.

PUBLICIDAD

Los partidos proindependentistas obtuvieron una escasa mayoría de escaños en las elecciones catalanas, aunque no lograron más del 50% de los votos. Los resultados no pudieron resolver la crisis y mostraron nuevamente la fractura que existe en la sociedad catalana entre los que respaldan la independencia y los que optan por la unidad con España.

Lee también: Triunfo independentista en Cataluña agrava crisis política

El nuevo parlamento catalán tendrá su primera sesión el 17 de enero, en el primer paso para restablecer el gobierno local después de que Madrid destituyó a la antigua administración regional, liderada por Puigdemont, por declarar ilegalmente la independencia.

Una vez que se forme el parlamento, los potenciales líderes del gobierno regional enfrentarán un voto de confianza, aunque podría llevar meses para que surja un nuevo gobierno.

Muchos de los líderes políticos catalanes fueron arrestados bajo acusación de sedición y rebelión después de la declaración de independencia. Tres de ellos siguen detenidos en espera de un juicio, mientras que Puigdemont y cuatro de los miembros de su gabinete huyeron a Bruselas.

 

Siguientes artículos

donald-trump
Redefiniendo el bipolarismo
Por

La Guerra Fría no sólo otorgó certeza a la sociedad internacional, heredamos también patrones de análisis en los que, a...