Por Raciel Sosa*

Un Influencer es alguien que tiene la capacidad de influir en el comportamiento de los demás. Pero antes de decirte qué habilidades debes practicar en tu trabajo para llegar a ser un Influencer, influye primeramente en ti mismo. Este paso te va a dar mucho músculo; Sé una persona que tenga la capacidad de influir en su propio comportamiento y desarrolla, igualmente, habilidades de comunicación para que seas visible frente a las personas que te rodean y te consideren como un influencer en tu entorno.

Si quieres ser un influencer en el terreno profesional:

  • Practica tus habilidades de comunicación. Es difícil pensar en un influencer cuando hablamos de una persona que no se comunica de manera articulada, convincente y persuasiva.
  • Especialízate en un tema/actividad en particular, haz que sea “tu tema”, eso te hará experto en la materia, y provocará que la gente se deje influir por ti.
  • Desarrolla habilidades de diagnóstico para saber evaluar y entender la situación en la que te encuentras tanto tú como los miembros de tu equipo … Si lo aprendes a hacer, desarrollarás de manera natural muchas habilidades que perfilan a un influencer.

Lo que te aporta …

PUBLICIDAD

La influencia es la competencia que mejor paga el mercado. Si tienes la capacidad de influir en el comportamiento de otros (compañeros y equipos de trabajo, clientes) logras autoridad, y te conviertes en alguien que abona a los resultados de la organización; haces que las cosas pasen lo que genera resultados y esto es algo muy bueno tanto como para ti como para la organización, todos ganan.

Ser un influencer te aportará muchas ventajas independientemente del área en la que trabajes, ya que en todas se requiere de resultados. Además, te provee de herramientas comprobadas para eliminar hábitos arraigados y ejecutar iniciativas de cambio en equipos e, incluso, organizaciones enteras.

No obstante, ayudar a los influencers a tener un sentido ético de las cosas es lo que hace la gran diferencia. Haciendo referencia a la historia tenemos dos grandes influencers como Gandhi o el mismo Hitler. Los dos vivieron en la misma época, los dos eran grandes influencers, nada más que el primero tenía una brújula ética muy clara, y el segundo tenía una brújula no ética también muy clara. La ética es lo que hace la diferencia entre los dos. En este sentido, el conocimiento de la ética y los estándares de conducta, me parece que son fundamentales. Y la realidad es que todos podemos tener una mejor influencia positiva. Es raro que pase un día sin que intentemos influir sobre nosotros mismos o sobre los demás para hacer las cosas de un modo diferente.

En conclusión, considero que hay una tremenda necesidad en el mercado de conocer bien cuáles son las herramientas que ayudan a promover y a influir en la gente y creo que trabajar en ello es crítico. Pero no todas las empresas ni los equipos de trabajo lo tienen claro. Hoy hablamos de habilidades de liderazgo y está muy cercana la una de la otra, pero sí creo que entender cómo influir en el comportamiento de otros es vital.

*Director General de Leadex Solutions.

 

Contacto:

Twitter: @Raciel Sosa

Facebook: Raciel Sosa MX

Página web: leadex.com.mx

Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de Forbes México.

 

Siguientes artículos

Y tú, ¿en qué confías para lograr ser diferente?
Por

Es importante entender en qué elemento vamos a poner nuestra ventaja competitiva para rodearla de aquellos elementos que...