Las medidas del gobierno brasileño no sólo deben incluir aumentos en los presupuestos, sino asegurar que el gasto social arroje resultados y permita movilidad social. 

 

Reuters

 

PUBLICIDAD

Las masivas protestas en Brasil no deberían dañar la inversión, pero eso dependerá de la respuesta del Gobierno en materia de control de precios y mejoras en servicios públicos en la mayor economía de la región, dijo el viernes el presidente del Banco Mundial, Jim Yong Kim.

Millones de brasileños han salido a las calles en las mayores manifestaciones en décadas, lo que ha golpeado la popularidad de la presidenta Dilma Rousseff.

“Dependiendo de las respuestas del Gobierno a las protestas, podríamos no ver una caída en la inversión”, declaró Kim.

El funcionario explicó que las medidas no sólo deben incluir aumentos en los presupuestos, sino que asegurar que el gasto social arroje resultados y permita movilidad social.

“No se trata sólo de poner algo de dinero en educación, es asegurarse de que las escuelas realmente le enseñen a los niños, y de que las escuelas sean realmente de calidad”, enfatizó.

Ante el descontento en el país, las autoridades brasileñas desistieron de un incremento en los precios del transporte público en las principales ciudades del país, lo que motivó inicialmente las manifestaciones.

Además, el Gobierno brasileño propuso una votación nacional para que los ciudadanos decidan si quieren modificar la Constitución.

Tras un decepcionante 2012 en que sólo creció un 0.9%, la economía del país sigue evidenciando un débil crecimiento.

Sin embargo, la inflación sigue siendo la mayor preocupación, luego de que en junio se acelerara a su ritmo más veloz en 20 meses al registrar un 6.7%  anual, lejos de la estimación promedio del Gobierno de un 4.5%.

“Los niveles de inflación en Brasil están relacionados a las protestas que hemos visto”, dijo Kim.

Y el funcionario recalcó que las demandas de los brasileños se repiten en la mayoría de los países de América Latina y en otras naciones emergentes.

“Estos movimientos sociales no van a desaparecer. Y en mi visión, sólo van a ir creciendo”, aseguró.

Ante las crecientes demandas sociales, Kim remarcó que es clave tener un ordenado manejo macroeconómico que permita capear eventuales crisis económicas y no tener que enfrentar los ajustes vistos en el pasado.

 

Siguientes artículos

Banamex sube recomendación de ICA a ‘neutral’
Por

Las acciones de ICA han caído alrededor de un 38% en los últimos tres meses, luego de presentar débiles resultados en el...