El primer ministro japonés, Shinzo Abe, consideró que el lanzamiento de misiles de Corea del Norte es “una situación amenazante”, por lo que se analiza elevar a su máximo punto su nivel de alerta ante estas nuevas provocaciones de Pyongyang.

Los lanzamientos “demuestran claramente que se trata de un nuevo nivel de amenaza” de Corea del Norte, mencionó Abe ante legisladores de Tokio.

Esto luego del lanzamiento al menos cuatro misiles balísticos, tres de los cuales cayeron cerca del Mar de Japón, informaron los gobiernos surcoreano y japonés.

“Las capacidades nucleares y de misiles de Corea del Norte han mejorado realmente, y cada vez son más difíciles de predecir (…) (Los misiles) se están acercando a las aguas y el territorio de Japón”, subrayó el primer ministro de Japón.

El lanzamiento se hizo el gobierno norcoreano la noche del domingo desde Dongchang-ri, en la coste noroeste del país.

Los misiles se dirigieron en dirección al Mar del Este, y uno de los proyectiles voló al menos unos 1,000 kilómetros antes de caer al océano, según un comunicado del Estado Mayor Conjunto (JCS) de Corea del Sur.

“Estamos llevando a cabo un análisis preciso con toda la información disponible para determinar el tipo de proyectil y su alcance”, explica el documento.

El Ministerio de Defensa de Japón ha enviado aeronaves para buscar los restos de los proyectiles.

Por su parte, el gobierno de Estados Unidos condenó el domingo este lanzamiento de misiles balísticos y advirtió que estaba listo para “usar toda la gama de medios a nuestra disposición contra esta creciente amenaza”, de acuerdo con un comunicado del Departamento de Estado.

“Estados Unidos condena enérgicamente el lanzamiento esta noche de misiles”, agrega el documento, que también considera que “viola resoluciones del Consejo de Seguridad de la ONU que prohíben explícitamente a Corea del Norte usar tecnología de misiles balísticos”.

“Continuamos preparados para defendernos a nosotros y a nuestros aliados de un ataque, y estamos preparados para usar toda la gama de medios a nuestra disposición contra esta creciente amenaza”.

Mientras tanto, la Unión Europea (UE) también se declaró en contra del ensayo de misiles balísticos y consideró que es prueba de la “grave amenaza” que existe sobre la seguridad mundial.

“(Esto) muestra, una vez más, que las amenazas a la seguridad que el mundo afronta son graves y se requiere que la UE sea un proveedor de seguridad serio y de confianza, con nuestros vecinos pero también en lugares lejanos”, dijo la jefa de la diplomacia de la UE, Federica Mogherini, a medios locales a su arribo a una reunión con los ministros de Asuntos Exteriores europeos.

 

Siguientes artículos

Guajardo asegura que no aceptará aranceles automotrices
Por

El funcionario dijo a Ford y GM que no tolerará los aranceles de Trump.