Donald Trump ve a México como un socio que perjudica a Estados Unidos. Para afirmarlo se basa en un déficit comercial de 46,907 millones de dólares (mdd).  Pero la principal economía del mundo enfrenta un peor déficit con países como Alemania y Japón que con nuestro país.

Entre septiembre de 2015 y 2016, la nación que aún administra Barack Obama reportó un déficit con Japón de 50,655 mdd, mientras que con el país que gobierna Angela Merkel ascendió a 49,688 mdd, de acuerdo con la Oficina del Censo de Estados Unidos.

El candidato republicano y nieto de inmigrantes alemanes ha prometido aranceles de 35% a los productos de nuestro país si llega a la Casa Blanca. Los impuestos comerciales pasará con China, la segunda economía del mundo, serían mayores (45%), pues el déficit es casi seis veces mayor al de México: 259,409 mdd anuales hasta septiembre.

PUBLICIDAD

“No me importan las guerras comerciales cuando estamos perdiendo 58,000 millones de dólares al año”, declaró Trump en un debate el 25 de febrero, en referencia al déficit comercial de Estados Unidos con México en 2015.

La relación comercial entre ambos países, equivalente a un millón de dólares por minuto, se desarrollará independientemente del resultado electoral, estima en entrevista César Buenrostro, socio de comercio internacional y aduanas de KPMG en México.

Lee también: Estados Unidos perderá (y mucho) si suspende el TLCAN con México

“Si llegara a darse una modificación habrá un proceso legislativo interno con varios candados que deberán liberarse y pasar al otro país, y que los tres países, Estados Unidos, Canadá y México renegocien por la solicitud”.

El temor a más impuestos comerciales ya ha ocurrido. Estdos Unidos llegó a aplicar medidas por supuesta competencia desleal (dumping). Un ejemplo es el caso del tomate  que culminó en un alza de 49% al precio de referencia para las exportaciones mexicanas en 2013, además de otros casos como el aguacate y atún.

El gran problema es que Trump no ha visto a México como socio, sino como un adversario que trata de tomar ventaja de Estados Unidos, con una perspectiva de suma cero, es decir, como si fuera un partido de futbol donde gana nuestro país o la nación que gobierna Barack Obama, explicó previamente Antonio Ortiz Mena, analista senior de la consultora estadounidense Albright Stonebridge Group (ASG).

La geografía entre México y Estados Unidos,ha sido un factor muy importante para que el candidato republicano Trump se enfoque en el déficit comercial en lugar de países desarrollados como Alemania y Japón.

“Nos tienen más cerca, la relación es muy viva y latente. Por eso nos tienen más en el radar”, añadió Buenrostro.

 

Siguientes artículos

Cerveza México, una auténtica fiesta cervecera
Por

Cerveza México es un espacio interactivo donde además de degustar y hablar de cerveza, se vive puede tener una experienc...