El país escogió al grupo financiero para guiar la venta de acciones de los bancos rescatados que posee Lloyds y Royal Bank of Scotland; la venta podría comenzar con una colocación de entre 3,000 y 5,000 mdl en acciones de Lloyds.

 

Reuters

LONDRES – Gran Bretaña escogió al banco de inversión estadounidense JP Morgan para asesorar en la venta de acciones que posee en Lloyds y Royal Bank of Scotland, otro paso en una operación que podría sumar miles de millones de libras esterlinas a las arcas del Estado.

PUBLICIDAD

Las tenencias del Gobierno en los dos bancos datan de cuando las entidades fueron rescatadas con 65,000 millones de libras (98,800 millones de dólares) de fondos públicos durante la crisis de crédito. El ministro de Finanzas británico George Osborne está ansioso de que la venta progrese antes de una elección prevista en el 2015.

Se espera que el Gobierno inicie la venta de acciones de Lloyds, en el que posee un 39% de participación, antes de fines de septiembre si los títulos del banco todavía superan el valor de 61 peniques en el que fueron adquiridos por el Gobierno.

Es probable que la venta comience con una colocación de entre 3,000 y 5,000 millones de libras en acciones de Lloyds con inversores institucionales, según banqueros.

RBS, en el que el Estado cuenta con una participación de un 81 por ciento, es un caso más problemático, debido a que las acciones siguen muy por debajo del precio de equilibrio del Gobierno y su reestructuración está menos avanzada.

Para JP Morgan, la elección es un prestigioso premio después de una fuerte disputa entre los bancos de inversión, aunque no recibirá un pago por el periodo inicial de trabajo, dijo una persona familiarizada con el asunto.

UK Financial Investments (UKFI), el organismo que controla las acciones de Lloyds y RBS, dijo el viernes que JP Morgan ayudaría inicialmente a concebir estrategias “para conocer el valor de la participación accionaria del Gobierno en los bancos”.

UKFI dijo que revisará la elección en una base periódica. También detalló a más de una decena de bancos seleccionados para trabajar en cualquier venta de acciones, que incluyen a todas las grandes entidades financieras de Wall Street y la ciudad de Londres.

Las acciones de Lloyds caían un 1.5% a 69 peniques, aunque aún acumulan un alza de un 44% este año, impulsadas por las expectativas de un fuerte incremento en sus ganancias y la reanudación del pago de dividendos el próximo año.

 

Siguientes artículos

Volatilidad en mercados globales podría continuar: FMI
Por

El organismo aseguró que la actual turbulencia que experimentan los mercados  podría seguir e incluso profundizarse; el...