Decía Winston Churchill que “el éxito es la capacidad de ir de fracaso en fracaso sin perder el entusiasmo”, y es en la juventud donde su célebre frase puede tener mejor cabida.

Este 12 de agosto se conmemora el Día Internacional de la Juventud, fecha en la que afloran los retos y las posibilidades de brindarles un entorno sin riesgos de violencia que los acerque más a las posibilidades de integración económica.

Desde hace poco más de tres años y medio, el Gobierno Federal y las empresas del país pusieron en marcha una estrategia conjunta para abrir a las y los jóvenes de 18 a 29 años oportunidades de inclusión laboral y otorgarles un beneficio mensual por 5 mil 258 pesos.

De acuerdo con la Secretaría del Trabajo y Previsión Social, hasta julio de 2022 el programa Jóvenes Construyendo el Futuro ha incorporado 147 mil 754 centros de trabajo, en los que se ha capacitado a 2 millones 315 mil 469, con una inversión acumulada de 82 mil 976 millones de pesos. 

En la Ciudad de México se han beneficiado de manera histórica 99 mil 68 jóvenes, en 12 mil 131 centros de trabajo activos, con una inversión de 3 mil 57 millones de pesos.

Hay casos de éxito que se pueden enunciar y, sobre todo, debemos destacar que han quedado establecidas las bases para una auténtica vinculación de la juventud con la capacitación y la experiencia, en el corazón mismo de la planta productiva. 

Síguenos en Google Noticias para mantenerte siempre informado

El Grupo Industrial Bimbo, por ejemplo, informó recientemente que ha recibido y capacitado a más de 2 mil 900 jóvenes y 400 fueron contratados de manera formal. 

La estrategia ha tenido un doble objetivo: la apertura de oportunidades, pero también en alejarlos del riesgo de ser “enganchados” por la delincuencia. 

De acuerdo al Consejo Ciudadano para la Seguridad y Justicia de la Ciudad de México, del total de los reportes en los que ha brindado orientación jurídica a jóvenes, por la Línea de Seguridad y el Chat de Confianza 55 5533 5533, el 7.6% fueron por actividad delictiva de la que han sido testigos o víctimas.

Impulsemos a la juventud y a su capacidad de tropezar y volver a levantarse, como decía Churchill, “sin perder el entusiasmo”. 

Un ejemplo es la astronauta Katya Echazarreta, quien a sus 26 años alcanzó el sueño de viajar a una misión espacial y ser la primera mujer mexicana en el espacio. La semana pasada visitó al presidente Andrés Manuel López Obrador y posteriormente recibió las llaves de la Ciudad de México de manos de la jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum Pardo.

Acudió también a las Olimpiadas de Matemáticas para platicar con un grupo de niñas. Su mensaje fue contundente: “si quieren llegar al espacio, pueden llegar al espacio, claro que pueden”.

Suscríbete a Forbes México

Contacto:

Salvador Guerrero Chiprés es Presidente del Consejo Ciudadano para la Seguridad y Justicia de la Ciudad de México.

TW: @guerrerochipres

www.consejociudadanomx.org

Twitter: @elconsejomx

Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de Forbes México.

 

Siguientes artículos

Centros de votación abren en México para elecciones locales en seis estados
Los mitos de la elección en el Estado de México
Por

Llegó la hora de la verdad para el PRI y el PAN. Es momento de establecer prioridades o de admitir que no son las mismas...