La compañía estadounidense Kimberly-Clark suspendió de manera indefinida todas sus operaciones en Venezuela, ante el deterioro de las condiciones económicas del país y las afectaciones para su negocio.

“Esta decisión es tomada después de años en los que la compañía ha procurado hacer frente a complicadas circunstancias más allá de su control, como la inhabilidad para comprar materia prima, lo que en los últimos dos meses ha ocasionado que la mayoría de las líneas de producción cierren, así como la carencia de divisas y el rápido aumento de la inflación”, comunicó la empresa dueña de marcas como Kleenex, Kleen Bebé y Huggies.

La compañía suspendió sus labores en las oficinas localizadas en Caracas, junto con la planta y el Centro de Distribución de Maracay.

Kimberly-Clark no producirá, comercializará ni venderá sus líneas de productos de consumo masivo e institucional, mientras esta suspensión esté en vigor. Sin embargo, si las condiciones cambiaran, la empresa evaluará sus opciones para operar en Venezuela.

PUBLICIDAD

La firma de productos para el cuidado personal no es la única que ha frenado operaciones en ese país. El pasado 23 de junio, Aeroméxico suspendió sus vuelos indefinidamente frente al complejo entorno económico de Venezuela.

La aerolínea mexicana dijo que esta decisión se tomó tras casi cinco años de haber iniciado la operación entre la Ciudad de México y Caracas.

“Aeroméxico cuenta con una red de vuelos muy importante en Centro y Sudamérica, por lo que continuará trabajando para brindar más opciones a sus clientes, y evaluar en el futuro su regreso a la capital venezolana”, dijo en un comunicado.

Aeroméxico suspende sus vuelos a Venezuela

El Sistema Coca-Cola interrumpió su producción en la nación gobernada por Nicolás Maduro el pasado 23 de mayo, luego de que se agotaron los inventarios de azúcar refinada de uso industrial que había en las plantas de la refresquera. Sin embargo, la empresa reinició de manera parcial sus operaciones, ante la llegada del insumo.

 

Siguientes artículos

Las enfermedades que condenan a los mexicanos a ser pobres en la vejez
Por

Al menos 3 de cada 10 personas mayores de 60 años padecerán una enfermedad crónico-degenerativa y consideran que el aspe...