La relevancia de hacerse con la dirigencia de un partido político, es que además de controlar los recursos con que cuenta, se incide en la configuración de los órganos de dirección, las asambleas, etc., que designan a candidatos o a otros espacios de dirigencia, mismos que permanecen latentes hasta que otro grupo político se hace de esos mismos espacios de poder, cuando el desgaste debilita los mecanismos de control.

El proceso de apropiación del PAN por parte de Ricardo Anaya y su grupo, implicó la exclusión de diversos actores políticos al interior de dicho partido, enfrentando incluso la animadversión de los dos expresidentes emanados de sus filas, quienes o no renovaron su militancia o renunciaron a ella, haciendo evidente una pugna, que haría más profundas las divisiones de ese partido. Ni qué decir de los gobernadores o exgobernadores que guardaron silencio ante dichos procesos. Eso resulta relevante para mantener el control entonces de un partido durante varios años.

En días recientes al cumplirse 80 años de la fundación del PAN, se han dado un conjunto de acontecimientos que buscan relanzar ha dicho partido en el contexto de la debilidad estructural que las elecciones del año 2018 dejaron en él. Uno de los aspectos relevantes gira entorno a la reaparición de Ricardo Anaya, en una reunión con su viejo aliado Gustavo Madero, a quien en algún momento hizo un lado, en su aspiración por ganar la candidatura de su partido a la presidencia la República, de acuerdo a las acusaciones en su momento generó el mismo Madero. En ese sentido la dirigencia del PAN busca reposicionar al partido pero también a los sectores que giran en torno a dicha dirigencia, así como para construir las condiciones que permitan el regreso de Anaya a un espacio en las elecciones de 2021 y, por qué no, a una nueva posible candidatura presidencial.

En una primera instancia podemos ubicar la necesidad de replantear en términos mediáticos la posición del bancoCon respecto a la mayoría legislativa que tiene morena y en vísperas de la generación del siguiente año electoral donde habrá elecciones legislativas. En este caso el pan busca reposicionar su imagen, así como va a traer los reflectores para ubicarse en la mente de las personas. Sin embargo la estrategia que han seguido es dudosa en términos de resultados Que buscan generar ya sea para plantear un frente opositor a morena, o para mejorar sus ganancias en el siguiente año electoral.

Traer nuevamente a Vicente Fox, implica hacer evidente la falta de liderazgos en el contexto del panismo, pues si se requiere nuevamente de la presidencia del expresidente, aún así sea para vociferar o como punto de referente no únicamente para los panistas, sino los que buscan ver al PAN como un espacio unión de una oposición que no logra articularse, en un contexto del presidente sigue manteniendo un amplio apoyo popular, pues entonces se avisora una escasa ganancia para la dirigencia panista.

Por otro lado, el discurso del mismo Vicente Fox, no tiene el contenido que pueda atraer a diferentes grupos, que están descontentos con el gobierno del presidente López Obrador, en buena medida porque la única apuesta es sacar a Morena de la presidencia de la República. Incluso, porque el mismo PAN, no ha logrado articular una agenda que le permita desarrollar temas que sirvan como dique a las pretensiones de Morena por controlar la mayor parte de los espacios de decisión así como el contenido de las sesiones.

En ese sentido Vicente Fox no plantea nada nuevo, lo que el mediano plazo puede ser una fuerte carga para la imagen del mismo PAN. En ese sentido si busca articularse como la verdadera oposición, no es entorno Vicente Fox sino, de algún otro liderazgo que genere las capacidades no únicamente mediáticas, sino también de atractivo y estima, que le permitan configurar una verdadera posición que compita con Morena por la ubicación de los temas en la agenda nacional, pero para ello, ante todo, se requiere de un proyecto coherente que, ni el mismo grupo dominante parece tener.

 

Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de Forbes México.

 

Siguientes artículos

La polarización es la nueva norma que rige el orden mundial
Por

Las reglas que nos regían ya no se respetan. La política se rige por la polarización de un electorado más interesado en...