¿Quién es quién en el mundo de las escuelas de Leyes en Estados Unidos? No siempre las más costosas son las mejores. Aquí te lo contamos.

 

Por Susan Adams

 

Yale es una ganga. De acuerdo con una nueva lista del costo de escuelas de Derecho en Estados Unidos publicada por una ONG llamada Law School Transparency (LST), Yale se ubica en el puesto número 48 entre 199 escuelas, detrás de instituciones menos conocidas como la Arizona Summit Law School y la John Marshall Law School de Chicago. Suponiendo que los estudiantes pidan prestado para pagar por su educación y reciban la ayuda financiera promedio, el costo de cursar una carrera en leyes en Yale es de 204,255 dólares, según LST. Por el contrario, Columbia, la escuela más cara del país, cuesta 263,694 dólares, mientras que la Universidad de Harvard, número 7 en la lista, cuesta 245,019 dólares.

En un mercado laboral complicado para los abogados, “en realidad hay sólo dos cosas que la gente debe considerar al momento de decidir dónde estudiar Derecho”, dice Paul Campos, profesor de la Escuela de Derecho de la Universidad de Colorado que monitorea los costos de los colegios de abogados. “Una es el costo y la otra es el número de plazas creadas.”

LST ofrece ambas estadísticas. Para la mayoría de los estudiantes, Columbia bien vale su alto costo, dada la forma en que muchos de sus graduados consiguen un buen trabajo. El 95% de los graduados de 2013 ocupaba un puesto de trabajo a largo plazo que requiere una licenciatura en Derecho nueve meses después de la graduación, y un total de 97.3% tiene trabajo de tiempo completo. La mayoría de las escuelas en el top 10, como Harvard, University of Chicago, Cornell y la NYU tienen también sólidas estadísticas laborales.

Sin embargo, a muchos graduados de dos escuelas en el top 10 que no tienen nombres tan populares, Arizona Summit y John Marshall, no les va tan bien. En Arizona Summit, que es propiedad de una empresa de capital privado con base en Chicago llamada InfiLaw –una filial de Sterling Partners–, sólo 45% de los graduados de 2013 encontró un empleo de tiempo completo que requieren un título dentro de los primeros nueve meses posteriores a la graduación, de acuerdo con cifras de la Asociación Americana de Abogados. Un portavoz de Arizona Summit dijo que 77% de la clase de 2013 había encontrado algún tipo de trabajo a tiempo completo y que tres años después de la graduación los alumnos ganaban un promedio de 58,800 dólares. Pero ése no es un número alentador dado que el costo de estudiar en Arizona Summit es de 247,000 dólares según cifras de LST.

En la John Marshall Law School, número 8 de la lista, una licenciatura cuesta 238,976 dólares, pepro sólo poco más de la mitad de los graduados de 2013, 51.8%, había encontrado trabajo de tiempo completo nueve meses después de la graduación.

La lista de LST puede motivar cierta controversia porque llega a sus números utilizando una metodología única. En lugar de clasificar a las escuelas en función de su costo completo declarado, Kyle McEntee, director ejecutivo de LST, hizo un esfuerzo para calcular el costo real para los estudiantes. El 83% de los estudiantes de derecho adquieren una deuda con el fin de financiar su educación, dice, y 43% paga la matrícula completa. A medida que avanzan a través de la carrera, la matrícula y el costo de la vida, inevitablemente escalan y el interés se acumula. Las cifras de los costos proyectados por LST consideran todos esos factores.

McEntee, graduado de la Facultad de Derecho de Vanderbilt, comenzó LST en Washington DC, junto con su compañero Vanderbilt Patrick Lynch mientras aún estaban en la escuela, porque estaban preocupados de que los aspirantes a estudiantes de derecho no fueran capaces de obtener suficientes datos sobre el desempeño que tendrían los graduados en el mercado de trabajo. McEntee dirige LST con una plantilla de más de 50 voluntarios, y es escrupuloso con los números. La Asociación Americana de Abogados requiere que todas las escuelas informen los resultados de empleo de sus egresados ​​y las escuelas publican cada vez más datos en sus sitios web.

A pesar de una carrera legal aún puede ser gratificante y lucrativa, los cambios estructurales en el mercado de los servicios jurídicos han hecho que sea más difícil para los graduados de derecho encontrar un trabajo estable que pague bien, dice Campos. Por ejemplo, cada vez menos compradores de vivienda utilizan abogados para realizar sus contratos, más de 85% de los divorcios implican un mínimo o ningún trabajo por parte de los abogados, dice Campos, y buena parte de la investigación jurídica se ha automatizado, dado que las computadoras pueden realizar tareas de detección –como la búsqueda de términos en los documentos relacionados con una disputa de productos–, una tarea que solía ser cuidadosamente realizada por seres humanos con formación jurídica.

“Es un escenario de oferta y demanda clásico”, dice Campos. Incluso para los abogados de las firmas de élite, el sueldo ha bajado. El salario inicial de 160,000 dólares para los asociados en la mayoría de las principales firmas no ha aumentado desde el 2007. Teniendo en cuenta la inflación, eso equivale a una reducción salarial de más de 15,000 dólares.

Éstas son las 10 escuelas de leyes más caras de EU:

  1. Columbia Law School

Costo: 263,694 dólares

  1. Fordham Law School

Costo: 252,674 dólares

  1. University of Chicago Law School

Costo: 248,466 dólares

  1. Arizona Summit Law School

Costo: 247,186 dólares

  1. Cornell University Law School

Costo: 246,013 dólares

  1. New York University Law School

Costo: 245,780 dólares

  1. Harvard Law School

Costo: 245,019 dólares

  1. John Marshall Law School – Chicago

Costo: 238,976 dólares

  1. USC Gould School of law

Costo: 238,792 dólares

  1. George Washington University Law School

Costo: 238,485 dólares

 

Siguientes artículos

MVS concluye relación laboral con Carmen Aristegui
Por

Carmen Aristegui está en la segunda posición de la Lista Forbes México de las mujeres más poderosas del país, publicada...