La marca de condones Prudence, propiedad de la firma DKT International, ha encontrado un territorio fértil en México para comercializar preservativos y las consumidoras son parte importante en esta historia: el 70% de las personas que adquieren este método anticonceptivo en el país son mujeres.

“La mujer ha tenido un papel predominante como compradora de Prudence”, asegura en entrevista Alán Vera Vázquez, director de Marketing de DKT.

En México residen 124.9 millones de personas, de las cuales 51.1% son mujeres y 48.9% son hombres. La relación es de 96 varones por cada 100 mujeres, de acuerdo con información de la última Encuesta Nacional de la Dinámica Geográfica (ENADID) 2018, elaborada por Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi).

En 2018, el porcentaje de mujeres en edad fértil usuarias de métodos anticonceptivos fue de 53.4%; en 2014 este dato fue de 51.6%

En la actualidad, DKT México ocupa un 37% del mercado en término del número de condones vendidos al cierre de diciembre pasado y comercializa más de 70 millones de preservativos masculinos al año, de acuerdo con información de Prudence.

El reto de DKT es comercializar otros métodos anticonceptivos, como es el caso de Dispositivo Intrauterino (DIU), pastillas e inyectables. “Prudence es una punta de lanza, pero tenemos un camino todavía por recorrer con el resto de los anticonceptivos”, dice el ejecutivo.

DKT cuenta con casi 90 productos anticonceptivos y asociados, como son diafragmas (DIU), lubricantes, juguetes sexuales y anillos, por mencionar algunos.

“Ha sido un reto enorme acercarse a las nuevas generaciones y todo el tiempo hay que estar innovando, viendo todo lo nuevo”, dice el ejecutivo.

Te recomendamos: Por un San Valentín más responsable, reparten miles de condones en el Metro de CDMX

DKT International es una organización sin fines de lucro que promueve campañas y productos para la comercialización de productos anticonceptivos y de prevención de enfermedades de transmisión sexual, la cual es financiada por el filántropo estadounidense Phil Harvey.

“En Latinoamérica, México y Brasil somos las únicas operaciones de DKT autosustentables, ya que nuestra marca puede fondear nuestra organización local, mientras que otros países reciben fondeo de DKT en Estados Unidos”, dice Vera Vázquez.

El 98% de las ventas de Prudence es destinada a proveer productos y servicios anticonceptivos.

DKT de México es el décimo programa de DKT International, el cual inició operaciones en 2001 a través de organizaciones no gubernamentales y Centros de Salud. A partir de 2013, la organización comenzó la distribución de sus productos en cadenas comerciales, con marcas como Prudence.

Hoy, en el Día Internacional del Condón, la marca Prudence presentó una línea de 70 condones sabor chicle coleccionables en asociación con los creadores de la serie animada Vete a La Versh.

Además, Prudence buscará comercializar condones sabor café, los cuales busca que se comercialicen en las cafeterías. “Todavía existe un tabú de que el café no tiene que ver con la sexualidad. Ha habido broncas (para introducir el producto en los puntos de venta), pero queremos estar en todas las cafeterías”, dice Alán Vera.

Para Vera Vázquez, la venta de condones también se ha convertido en una labor social, ya que la firma busca concientizar sobre el uso de métodos anticonceptivos para prevenir embarazos no deseados y enfermedades de transmisión sexual. “Queremos que los condones sean divertidos para convertirlos en objetos del deseo para los chavitos y los grandes”.

 

Siguientes artículos

cre
La CRE veta acuerdos a favor de energías verdes
Por

El regulador energético frenó la publicación de acuerdos que promueven los techos solares colectivos, baterías de almace...