Forbes

En México cerca de 12 millones de personas están tatuadas, estima el Consejo Nacional para Prevenir la Discriminación (Conapred). Eso coloca al país como el número uno en América Latina, con ingresos, para los dedicados a esta actividad, superiores a 450 millones de dólares (mdd), según la consultora Ibis World. Por una imagen de hasta cuatro centímetros, los mexicanos pagan el equivalente a 35 e incluso 100 dólares.

Estados Unidos es uno de los paraísos globales para los dibujantes de la piel, con una industria valuada en 1,600 mdd.

Organizaciones mexicanas de tatuadores calculan que la cifra de dibujantes se habría duplicado en la última década, para llegar a poco más de 6,000 en la actualidad, pero reconocen también que éstas son sólo estimaciones, pues no existe un padrón oficial.

El incremento lo atribuyen a que los tabúes respecto de los tatuajes se han ido relajando, dicen tatuadores consultados por Forbes México, pero también al crecimiento de las redes sociales, como Instagram, que les permiten presentar al mundo su quehacer.

“Hay cada vez más una valoración positiva sobre este trabajo”, dice Luis Quintero, tatuador desde hace 20 años. El auge viene acompañado de una amplia variedad de estilos, desde tradicionales hasta de nueva escuela. Presentamos a cinco destacados exponentes.

Te puede interesar: Quién es JonBoy, «el tatuador de Los Pinos»

Foto: Raúl Martínez/Forbes México.

Pedro Álvarez

Estilo: Reinterpretación de temas prehispánicos.

Edad: 45 años | Tiempo en la industria: 25 años.

Instagram: @neoazteca | Seguidores: 13,200.

Pedro es pionero del tatuaje en México. Explica que comenzó en tiempos en los que la policía detenía en las calles a las personas tatuadas. Su estilo es la reinterpretación de los temas prehispánicos; en su trazo son recurrentes los Caballeros Águila o deidades como Quetzalcóatl.

Costo: 4,000 pesos por sesión de trabajo.

Foto: Oswaldo Ramírez Para Forbes.

Laura Anunnaki

Estilo: Glittery New School.

Edad: 24 años | Experiencia: 4 años.

Instagram: @lauraanunnaki | Seguidores: 374,000.

Pese a su juventud, Laura es una de las favoritas de los seguidores de la escena actual. Su trabajo la ha llevado a España, Francia, Portugal, Finlandia, Taiwán, China y Japón (este último país es de los que más han influido en su estilo).

Costo: 9,000 pesos por sesión de trabajo.

Foto: Raúl Martínez/Forbes México.

Anibal Pantoja

Estilo: Tatuaje de autor.

Edad: 36 años | Experiencia: 8 años.

Instagram: @anibalpantoja | Seguidores: 37,400.

Aníbal comenzó en la ilustración y el diseño gráfico, pero, hace poco más de ocho años, cambió al tatuaje. Fundó el estudio Gallonegro, donde recibe clientes y enseña el oficio a nuevos talentos.

Costo: 1,500 pesos / tatuaje de 2 centímetros.

Foto: Raúl Martínez./Forbes México.

Fher Val

Estilo: Tatuaje de autor.

Edad: 27 años | Experiencia: 3 años.

Instagram: @fherval | Seguidores: 65,400.

Fher también saltó de la ilustración al tatuaje, luego de que los seguidores que ya tenía como diseñadora empezaran a tatuarse su obra. Entre sus íconos más representativos están los corazones adornados con flores.

Entre 2,500 y 5,000 pesos por tatuaje.

Foto: Angélica Escobar/Forbes México.

Luis Quintero

Estilo: Fine Line.

Edad: 41 años | Experiencia: 20 años.

Instagram: @luiskin1 | Seguidores: 22,000.

Luis comenzó a tatuarse antes de los 20 años. Con amigos construyó, en aquel tiempo, una máquina “hechiza” con el fin de iniciarse como tatuador. Hoy es un consagrado que tomó el camino de los dibujos de línea fina, en su mayoría pequeños pero muy detallados.

Costo: 2,000 pesos tatauje pequeño.

 

Siguientes artículos

Foto: Angélica Escobar/Forbes México.
Uber y apps de transporte protestan por cambios a regulación en Ciudad de México
Por

Las empresas de transporte personal vía apps acusaron al gobierno capitalino de emitir unilateralmente nuevas reglas.