Cintillo-Seleccion-F-2015

Las mujeres que han logrado convertir sus negocios de supervivencia en proyectos productivos tienen al menos ocho características en común, conócelas.

Este texto se publicó originalmente el 30 de marzo.

 

PUBLICIDAD

Provident México, la organización Save the Children en México y Prodesarrollo lanzaron este martes la segunda etapa de su programa para apoyar la educación financiera con enfoque hacía las mujeres madres de familia con alta vulnerabilidad en México.

El objetivo del programa de “Hablemos de Dinero” es dotar a más de 6,000 madres de familia durante 2015 con información sobre la administración de sus recursos y planificación de sus gastos así como uso de instrumentos financieros básicos, a través de sesiones educativas en los 160 Centros de Atención Comunitaria de Save the Children en el Distrito Federal y el Estado de México.

En conferencia de prensa, Claudia Revilla, directora general de ProDesarrollo señaló que la educación financiera es vital para ayudar a las mujeres a generar proyectos productivos a partir de negocios de supervivencia.

Hasta el momento, ProDesarrollo ha financiado a más de 6.7 millones de mujeres con microcréditos productivos, Revilla afirma que existen ocho características que distinguen a los proyectos de las microempresarios exitosas.

  • Generan economías horizontales.

“Cuándo un hombre empieza a tener éxito en su negocio, hace un segundo piso de su tienda, compra una moto para repartir, trata de que su empresa crezca lo más posible. Cuando las mujeres tienen éxito, lo primero que hacen es ayudar a sus allegados a tener negocios exitosos, eso es generar una economía de impacto horizontal”, dice Claudia Revilla.

  • Estudian el mercado.

Las mujeres que consiguen convertir sus pequeños negocios en empresas, generalmente tienen claro cómo es su producto, quien es su comprador y cuáles son las ventajas de la competencia.

  • Dicen NO a los negocios dañinos.

Cualquier emprendedor debe tener claro que no importa cuán rentable sea, ningún puesto de artículos pirata o mercancía ilegal puede convertirse en un negocio positivo.

  • Evitan hacerse falsas expectativas.

Si a una vecina le fue bien con un negocio de venta de telas, no significa que la misma comunidad deba tener 10 negocios similares. Lo que funciona para los otros puede no funcionar contigo.

  • Generan valor.

¿Qué hace exitoso a un producto? La respuesta a esta pregunta reside en aquello que lo hace diferente (y mejor) al resto de la oferta.

  • Aprenden a demandar los apoyos al alcance.

Las mujeres exitosas en micronegocios generalmente se informan, aprenden a tocar puertas y reunir requisitos para los apoyos gubernamentales al alcance.

  • Cumplen con las normas.

Si hay un nuevo régimen fiscal, se informan, buscan apoyo y hacen lo posible por cumplir con sus nuevas obligaciones.

  • Ven por la comunidad.

Crecer es importante, posicionar los productos es parte del proceso, pero entre las características de las mujeres exitosas destaca el buscar el desarrollo de la comunidad.

 

Siguientes artículos

Cofece niega concentración entre Ienova y Pemex
Por

La Cofece decidió no autorizar la concentración de Pemex con Ienova para prevenir el deterioro de la competencia en el m...