Los mexicanos prefieren las cremaciones a los entierros. J. García López difundió sus resultados del primer semestre donde las cremaciones realizadas en sus ocho sucursales en la Ciudad de México y su zona metropolitana rebasaron las 2,810, mientras que las inhumaciones (entierros) apenas fueron 400.

Mediante un comunicado, la empresa funeraria detalló que en los primeros seis meses de 2016, el Call Center de J. García López atendió un promedio diario de 285 llamadas que contabilizan 51,300 atenciones telefónicas.

También puedes leer: Urna Bios, la empresa que convierte la muerte en vida 

“El promedio de edad de quienes recibieron un último homenaje fue de 68 años, 54% hombres y 46% mujeres, además de que se contabilizaron más de 3,100 decesos de manera natural que representaron un 96.78% del total”, señala Manuel Ramírez, director de Operaciones de la firma mexicana,

PUBLICIDAD

En lo que va del año, J. García López ha realizado la repatriación de 14 mexicanos que fallecen en otras naciones y de extranjeros en territorio mexicano, devolviendo los restos de personas a España, Estados Unidos, Brasil, Guatemala, Colombia, Perú, Francia y Filipinas.

J. García López tiene una participación del mercado del 35%, y reporta un crecimiento del 16% en Previsión Final, lo que ratifica la importancia que han cobrado los planes a futuro.

“La empresa espera cerrar este año con un alza del 30% en el segmento de Previsión Funeraria y llegar a un 9% en los servicios de necesidad inmediata, en comparación con el 2015”, dice el comunicado.

 

Siguientes artículos

Easy Taxi entra oficialmente al mercado de Uber y Cabify
Por

La compañía anunció el cambio de su marca a Easy y la integración de dos servicios dentro de su app: taxis concesionados...