Por Ezequiel Rubin*

Te has preguntado ¿cómo viajar puede tener efectos positivos en la vida profesional de los colaboradores de una compañía?

Expertos en psicología han señalado a través de investigaciones que los viajes ayudan a disminuir el estrés de una persona, permitiendo que el cerebro se mantenga activo y dando lugar a mayores oportunidades de que se pueda explotar un elemento clave para el capital humano, la creatividad.

Al viajar la creatividad se expande, ya que la imaginación se suelta al conocer nuevos paisajes y lugares no antes vistos y esto se replica dentro de un entorno profesional al poder generar ideas nuevas y frescas.  Además, el bienestar de los viajes se relaciona con la satisfacción laboral, lo que significa que las personas se mantienen productivas y permanecen más tiempo en las compañías donde laboran.

Sin duda los viajes son un gran incentivo que motiva a los colaboradores y también les agrega valor en su desarrollo profesional. Las compañías deben tener en cuenta esto, sobre todo ante los nuevos retos que existen para la retención y gestión del talento.

En México, el turismo con fines de trabajo es la tercera razón que motiva a viajar, de acuerdo con un estudio elaborado por el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI). En estos viajes, si bien la principal razón son las cuestiones de trabajo, últimamente ha surgido una tendencia a nivel mundial llamada bleisure, en la que los colaboradores aprovechan su estancia en sus viajes laborales, e incluso llegan a alargarla, para conocer el destino que les toca visitar.

Por otro lado, viajar también mejora la forma en que los colaboradores pueden relacionarse con los demás, pues el conocer nuevos lugares y culturas permite que la persona se enfrente a retos y experiencias que le permiten tener una perspectiva más amplia de su entorno. Esto es de gran valor para las empresas que tiene presencia en diferentes países, debido a que los colaboradores pueden comprender de mejor la forma la operación de otros mercados al conocer las tradiciones y hábitos de las personas que viven un destino determinado.

Como podemos ver, los viajes son vitales para que las personas puedan tener un mayor rendimiento en su área de trabajo, por lo que el dar facilidades a los empleados para que viajen o motivarlos con este tipo de experiencias es algo que las empresas deben considerar como un incentivo de mucho valor, sobre todo en esta época donde los paradigmas de los Recursos Humanos se están redefiniendo.

 

Contacto:

*Ezequiel Rubin es Country Manager de Despegar en México.

 

Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de Forbes México.

 

Siguientes artículos

La sangrienta despedida de John Rambo
Por

La franquicia estelarizada por Sylvester Stallone llega a su aparente final con una historia de venganza, donde el “héro...