Las ambiciones de India sobre convertirse en una potencia de fabricación de teléfonos inteligentes están hundiéndose con la falta de mano de obra calificada y de proveedores junto con un régimen fiscal complejo. 

El primer ministro Narendra Modi ha promovido una campaña de fabricación, bajo el lema ‘Make in India’, para impulsar la lenta economía y crear millones de puestos de trabajo así como plantear objetivos como un plan para hacer el teléfono iPhone en India.

Lee también McDonald’s cerrará 169 locales en la India

Después de tres años, un equipo de ejecutivos y burócratas se congregaron en un centro de convenciones de Delhi para un congreso móvil inaugural la semana pasada, sin embargo India sólo consiguió mínimos resultados como un ensamblador de teléfonos con componentes importados.

PUBLICIDAD

Algunos planes de construcción de plantas de manufactura como el que tiene Foxconn desde 2015 en el estado de Maharashtra y que podrían emplear a aproximadas 50,000 personas, se han quedado pausados.

Según la firma de investigación de tecnología Counterpoint, mientras que los teléfonos se ensamblan en el país debido a los impuestos sobre los teléfonos importados, el contenido hecho localmente en esos teléfonos suele estar restringido a los auriculares y cargadores – alrededor del 5% del costo de un dispositivo.

“En lugar de sentir que la India es un lugar donde se debería estar haciendo teléfonos móviles, es más un lugar para montar teléfonos”, señaló un representante de una marca china de teléfonos inteligentes a Reuters.

Otros enumeraron la carencia de ingenieros calificados y de una escasa red de fabricantes locales de componentes. También citaron disputas fiscales de alto perfil entre la India y empresas extranjeras como Nokia la cual eventualmente suspendió la producción de teléfonos móviles en sus instalaciones en el sur de India.

“La salida de Nokia está en la memoria de la gente cuando intentan venir aquí”, dijo una fuente de la industria a Reuters en el primer Congreso Móvil de India en la capital Nueva Delhi.

El impuesto a las ventas de la India, que comenzó este año para reemplazar una serie de impuestos diferentes, también está lleno de desafíos, como un largo proceso de reembolso de impuestos que retrasa los pagos a los proveedores.

 

Siguientes artículos

Ford crea “Team Edison”, el equipo que trabajará sus autos eléctricos
Por

Uno de los objetivos de este equipo será identificar y desarrollar asociaciones con otras compañías incluyendo proveedor...