La seguridad informática no radica en adquirir herramientas tecnológicas de protección, como los firewalls o antivirus, sino cambiar la cultura organizacional, esto es, implantar nuevos códigos de seguridad para el acceso y no a la data estratégica.

 

Por Fernando Velasco Rueda

La gobernabilidad de datos es uno de los elementos más importantes que las empresas deben considerar en la actualidad dentro de sus reglas de negocio; no basta con tener datos ordenados y limpios, es necesario diseñar una serie de procesos y lineamientos que les permitan manejar correctamente la información y obtener el mayor valor de ésta, para así poder tomar mejores decisiones en torno de los objetivos de negocio.

PUBLICIDAD

¿Se imagina una organización donde cualquier empleado tenga acceso a cualquier información? No resulta concebible para un negocio, ¿cierto? Hoy, las empresas cuentan con un orden en la gestión de su información; sin embargo, ante la explosión de datos es cada vez más complejo su manejo y, en tanto, la protección de los mismos.

Mediante la implementación de mejores políticas y parámetros, las empresas son capaces de saber qué es lo que ocurre con sus datos, así como quién tiene acceso a ellos y hacer cambios a través de una segmentación y lineamientos que pueden ir dirigidos a una mayor seguridad interna y, por lo tanto, una gobernabilidad que se traduce en mejores decisiones.

 

¿Para qué sirve la gobernabilidad de datos?

La mirada de los tomadores de decisión está puesta en las tecnologías que prometen cambiar la forma de analizar grandes cantidades de información, lo cual, sin duda, es lo correcto. No obstante, es importante dar foco y prioridad a la implementación de plataformas de seguridad de datos para garantizar que los activos de la empresa están protegidos y resguardados acorde a las reglas que el mismo negocio establezca.

El beneficio no sólo es para las áreas de TI, que pueden facilitar la gestión de los datos, sino para las diversas áreas de negocio, que al contar con una mejor estructura y acceso a los datos pueden tener, en consecuencia, una ejecución de procesos de forma más ágil, generar reportes de auditoría, calificación de productos, etc. Esto es, la gobernabilidad de datos ayuda a mantener los datos actualizados, consistentes y precisos.

Al estar inmersos en una era digital, donde el big data, los datos no estructurados, la diversidad y variedad de datos son prominentes, la seguridad informática no radica en adquirir herramientas tecnológicas de protección, como los firewalls o antivirus, sino cambiar la cultura organizacional, esto es, implantar nuevos códigos de seguridad para el acceso y no a la data estratégica.

No se trata sólo de mantener los datos seguros, sino de identificar rápidamente y corregir problemas para ser exitosos. La gobernabilidad de datos otorga capacidades de linaje para datos técnicos y de negocios para observar cambios, evaluar impactos, consultar las fuentes lógicas y actualizar el repositorio de datos. Al mismo tiempo, se puede manejar el acceso de datos a nivel granular, permitiendo que sólo personas autorizadas observen o cambien elementos específicos.

Construya estructuras de carpetas y usuarios, y habilite capacidades dentro de las herramientas para robustecer la tarea de seguridad dentro del sistema operativo, y se dará cuenta que esto rebasa las funciones de las áreas de TI. Se requiere de una colaboración con las áreas de negocio para definir estas nuevas capacidades y, entonces, contar con un esquema de seguridad que garantice/salvaguarde la dirección y rentabilidad de su negocio.


Fernando Velasco Rueda es consultor experto en Gobierno de Datos.

 

Contacto:

Twitter: @SASMexico

Facebook: SASMx

Página web: SAS

 

Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de Forbes México.

 

Siguientes artículos

Y tú, ¿cómo haces foto?
Por

¿Cómo haces tus fotos?, ¿con tu dispositivo móvil, una cámara compacta o réflex? Como sea, eres parte de una cultura fot...