Notimex.- Del 29 de enero a la fecha, se han registrado 1,105 internaciones de extranjeros centroamericanos que han solicitado asilo a Estados Unidos, provenientes de Honduras, El Salvador, Guatemala y Nicaragua, de los cuales 508 son varones, 311 mujeres y 286 menores de edad, informó el Instituto Nacional de Migración (INM).

De ese total, 716 ingresaron por el puerto fronterizo de El Chaparral, en Tijuana, Baja California, de los cuales 318 son hombres, 171 son mujeres y 227 menores de edad, mientras que 188 lo hicieron por la garita de Mexicali I, 71 hombres, 58 mujeres y 59 menores de edad.

En tanto que 201 nacionales centroamericanos ingresaron al país por el puerto fronterizo de Reforma, en Ciudad Juárez, Chihuahua, entre los cuales hay 119 hombres y 82 mujeres, informaron autoridades migratorias a Notimex.

Ello, luego de que el 20 de diciembre pasado, el gobierno estadounidense inició la implementación de manera unilateral de la sección 235 (b) (2)8c) de su Ley de Inmigración y Nacionalidad.

El hondureño Carlos Gómez Perdomo, de 55 años de edad, fue la primera persona migrante con la que el Gobierno de Estados Unidos inició la aplicación de esta medida el 29 de enero pasado.

De acuerdo con el acta de apertura de Gómez Perdomo, su internación a México se concretó a las 12:23 horas del martes 29 de enero y se cerró a las 12:29 horas, tiempo local de Tijuana, Baja California.

Los solicitantes de asilo no mexicanos que ingresaron desde nuestro país a Estados Unidos, deberán esperar el desarrollo de su trámite migratorio realizado ante autoridades de la Unión Americana.

Gómez Perdomo ingresó a México en 2018 en una caravana en la que solicitó su tarjeta de visitante por razones humanitarias, la cual le fue otorgada con fecha de vencimiento al 25 de noviembre de 2019.

Nació el 2 de noviembre de 1963 y de acuerdo con las autoridades migratorias, cumplió con todos los requisitos para su ingreso legal a México.

En respuesta, el 25 de enero, el Gobierno de México informó que no coincidía con la medida unilateral del gobierno estadounidense, sin embargo en congruencia con su nueva política migratoria, reiteró su compromiso con las personas migrantes y los derechos humanos.

Además, dejó claro que no aceptaría a menores de edad no acompañados, personas vulnerables y ni que padezcan alguna enfermedad.

Te recomendamos: 

Juez bloquea orden de Trump de devolver solicitantes de asilo a México

 

Siguientes artículos

Bolsonaro suma alta desaprobación en sus primeros tres meses
Por

El 33% de los brasileños consideró que el presidente tiene una calificación regular, para 32% su gestión es excelente o...