Si algo sabe por experiencia propia la empresaria Waili Dai es que la pista de carreras de la tecnología está abierta a cualquier jugador, que sin importar su tamaño o “si compite contra los elefantes más grandes del mercado” puede ganar ofreciendo algo innovador o disruptivo. Ahora, Dai, una de las mujeres más ricas del mundo, quiere competir en el mercado de asistentes virtuales inteligentes contra gigantes tecnológicos como Google, Amazon, Microsoft y Apple con MeetKai, una inteligencia artificial (IA) creada por James Kaplan, un joven emprendedor que ella misma define como el “nuevo Larry Page”.

“La buena noticia es que la pista de carreras está abierta para todos, y nuestra misión es llegar a la delantera, no importa si competimos contra una decena de elefantes en el sector, tenemos una tecnología disruptiva y el talento para cambiar el mercado. No es la primera vez que me dicen que es imposible quitarle mercado a los grandes”, dice en entrevista exclusiva con Forbes México.

La propuesta de MeetKai, dice James Kaplan, CEO y creador de la tecnología, es que se trata de uno de los primeros asistentes virtuales de “voz primero” y no con base textual como las tecnologías que usan firmas como Google para Assistant o Amazon para Alexa.

“Apple fue un caso especial porque compró a Siri, pero Google y Amazon lo que hacen con sus asistentes virtuales es traducir a texto las solicitudes del usuario para convertirlas en respuestas de la información que tiene indexada. Con MeetKai queremos crear una IA de voz primero que es capaz de interpretar tus peticiones en un lenguaje más humano y además recordar tus gustos o preferencias”, dice Kaplan en entrevista. 

La idea, dice, es tratar de entablar una conversación con MeetKai como si fuera un “mini tú” con el que puedes interactuar para conocer información de internet, poner música o alarmas, saber la hora de otro país, el clima, o para ejecutar comandos para prender o apagar luces o aparatos electrónicos en tu casa.

Aunque Kaplan reconoce que la funcionalidad de conversación “aún no está construida”, el asistente está equipado para ayudar al usuario en siete grandes áreas de forma inicial: streaming, recetas, restaurantes, noticias, podcast, ejercicios o clima. 

Sigue la información de la tecnología en nuestra sección especializada

Al responder a preguntas o peticiones como “Encuentra una película de Daniel Radcliffe, que no sea Harry Potter”, “Recomiéndame una serie”, o mantener una especie de hilo de conversación con el usuario cuando dice “Encuéntrame una receta con pescado”, seguido de “¿Qué tal algo más sofisticado?”, “¿Tienes un buen vino para acompañarlo?”.

Kaplan y Dai comparten que conforme MeetKai va conociendo los gustos, desagrados y preferencias de usuarios, puede comenzar a dar mejores recomendaciones o sugerencias del usuario. 

MeetKai no está solo en ese intento, firmas como Google ya han comenzado a desarrollar modelos de IA mucho más conversacionales. Justo la semana, durante su conferencia de desarrolladores I/O, Google presentó LaMDA, un modelo de diálogo para aplicaciones.

LaMDA, de acuerdo con Sundar Pichai, CEO de Google, es de dominio abierto, lo que significa que está diseñado para conversar sobre cualquier tema que el usuario elija justo como si conversara con otro ser humano y no con una máquina.

Kaplan fundó MeetKai hace dos años, bajo el nuevo enfoque de búsqueda conversacional personalizada con IA, y asegura que aunque el asistente tiene la capacidad de mejorar conforme más lo utilice el usuario, MeetKai busca evitar los juicios de valor o complejos de la inteligencia artificial, que pueden derivar en temas como IA racistas, al no trabajar sobre un “sistema de burbujas de datos”, como lo hacen los asistentes actuales.

“La inteligencia artificial de muchas de las firmas tecnológicas actuales operan en un modelo de burbuja, es decir, si el usuario prefiere un tipo de contenido sobre otro, la IA tiende a aprender que sólo debe ofrecer ese tipo de material, pero eso, contrario a crear sistemas menos prejuiciosos, los fomenta porque mueve a las personas a los extremos, al sólo darles lo que ellos creen que es correcto, contrario a buscar cómo acercarlos al centro”, explica Kaplan.

El asistente actualmente se encuentra disponible en más de 36 países, con soporte para 13 idiomas y ya cuenta con la información de más 100,000 contenidos para streaming, 50,000 recetas y más de un millón de restaurantes en 22 países.

Ambos ejecutivos aseguran que su llegada tiene el potencial de ayudar a negocios que comienzan a indexar o colocar su contenido dentro de la plataforma.

“Estamos seguros que podemos crear un impacto positivo para la comunidad en México, como lo hemos hecho en países como Indonesia, en donde hemos logrado apoyar a jugadores locales a través de las alianzas que tenemos para MeetKai”, dice Dai.

Repetir la jugada

Aunque la apuesta de Dai y Kaplan es crear disrupción en el mercado de asistente virtuales, una que se estima valdrá más de 44,000 millones de dólares para 2027 de acuerdo con un reporte de Value Reports, MeetKai no solo compite contra los miles de millones de dólares de inversiones y los cientos o miles de ingenieros que firmas como Google, Apple y Amazon ponen detrás del desarrollo de sus asistentes Alexa, Google Assistant o Siri, sino que también se enfrentan al reto de ganar participación de mercado.

Google ya confirmó que Assistant cuenta con más de 500 millones de usuarios y se encuentra disponible en más de 1,000 millones de dispositivos. Aunque Apple no ha confirmado el número de usuarios de Siri, la firma de la manzana presumió que a finales de enero de 2021 la cifra de iPhones activos en el mundo rebasaba 1,650 millones y tomando en cuenta que Siri ha estado disponible desde el iPhone 4s, es un hecho que la mayoría de ellos cuentan con el asistente de la compañía.

Síguenos en Google Noticias para mantenerte siempre informado

El reporte de Voice Search Study confirma que Google y Apple controlan cada uno 36% del mercado, seguido de Amazon con Alexa, que tiene 25%, y Cortana, de Microsoft, con 19%; el resto de los asistentes comparten cerca del 1% del sector.

el actual reparto del marcado es algo que Dai dice que no le preocupa, pues ya ha estado en una situación muy similar. Previo a convertirse en una empresaria dedicada a invertir en startups de tecnología, Dai y su esposo, Sehat Sutardja, cofundaron Marvell en 1995, una empresa que pasó de ser un jugador desconocido a una de las principales empresas de semiconductores, cuyas ventas anuales rebasan los 2,900 millones de dólares y tiene más de 6,000 empleados a nivel global.

Aunque Dai y su esposo fueron separados de Marvell Technology Group en 2016, luego de meses de una investigación de la SEC sobre un posible fraude contable –la cual terminó confirmando que no existió fraude en las operaciones, aunque sí detectó presiones fuertes por parte de la gerencia para cumplir los objetivos de ingresos–, lo cierto es que durante su gestión lograron que Marvell compitiera y ganara mercado frente a algunas de las firmas más importantes e icónicas del mercado como Bell Labs, Broadcom, MediaTek o incluso gigantes como Intel o AMD.

“Cuando entramos al mercado de semiconductores todo mundo nos dijo que no teníamos manera de competir, que era imposible, pero aunque en tecnología hoy seas pequeño no significa que mañana no seas un gran jugador si tienes innovación en tu producto”.

“Siempre he usado la misma analogía para competir en el sector de tecnología es como hacer pizza. Una pizza siempre puede tener los mismos ingredientes: masa, queso y sus condimentos, pero la diferencia está en cómo la haces”, expresó.

 

Siguientes artículos

Laboratorio impulsa asistente virtual vía WhatsApp
Laboratorio impulsa asistente virtual vía WhatsApp; ha atendido a más de 4 millones de pacientes
Por

El asistente virtual ha atendido a través de este canal a 4.68 millones de pacientes y cerró el año 2020 con un 84% de p...