Reuters.- El número de estadounidenses que presentaron nuevas solicitudes de subsidios por desempleo bajó inesperadamente la última semana, lo que apunta a un ajuste en el mercado laboral y a una economía más fuerte al inicio de 2018.

Los pedidos iniciales de beneficios estatales por desempleo cayeron en 1,000 a una cifra desestacionalizada de 230,000 en la semana que terminó el 27 de enero, dijo el jueves el Departamento de Trabajo.

Las cifras de la semana previa se revisaron para mostrar 2,000 solicitudes menos que las reportadas inicialmente.

Economistas consultados por Reuters proyectaban que los pedidos subieran a 238,000 en la última semana.

PUBLICIDAD
 

Siguientes artículos

Retrasos en ductos elevarían precios del gas durante 2018
Por

La dependencia de gas natural licuado aumentó 144% anual en noviembre de 2017.