La volatilidad en mercados, China y la falta de datos económicos contundentes han aumentado la sensación de que la Fed, dirigida por Janet Yellen, pospondrá el alza de tasas.

 

Pese a que hace dos meses se consideraba que el 17 de septiembre sería la fecha en la que la Reserva Federal de Estados Unidos (Fed) anunciara su primer alza de tasas desde 2008, los datos económicos mixtos, China como riesgo global y la volatilidad en el mercado ha hecho pensar a más inversionistas de que la subida de tipos se pospondrá hasta el último trimestre de 2015.

PUBLICIDAD

Una encuesta publicada por Reuters el pasado 11 de septiembre mostró que una leve mayoría de analistas sigue pronosticando que la Reserva Federal de Estados Unidos realizará su primera alza en las tasas de interés en casi una década, a pesar de que los modelos basados en el mercado sugieren que las preocupaciones sobre la volatilidad de las bolsas globales y el crecimiento económico retrasarán un ajuste en la política monetaria.

El sondeo de Reuters entre 72 economistas mostró que una leve mayoría espera una subida de las tasas de interés desde el actual rango de 0-0.25% en la reunión de política monetaria del 16 y 17 de septiembre.

Un grupo más pequeño dijo que la probabilidad de que eso ocurra es de sólo 50-50, frente a un 60% que lo pronosticó en una encuesta realizada el mes pasado.

Las posibilidades de que las tasas de interés suban a fines de diciembre alcanzaron un 75%, por debajo del 85% de la última encuesta, ya que la reciente volatilidad del mercado financiero global, provocado por las preocupaciones de enfriamiento del crecimiento económico en China, han rebajado las expectativas.

En los últimos días, la sensación de que la Fed, dirigida por Janet Yellen, pospondrá el alza de tasas se ha hecho más fuerte.

Un reporte de Bloomberg Economics señala que la volatilidad mostrada en los mercados internacionales  ha creado cierta incertidumbre en torno al panorama económico, para la inflación en particular, que puede llevar a los hacedores de política monetaria a ir por el lado de la precaución”.

En los últimos meses, el Banco Mundial (BM) y el Fondo Monetario Internacional (FMI) han pedido por separado a la Fed posponer el alza de tasas a 2016, debido a que el panorama económico global ha empeorado desde julio.

Por otro, lado la última encuesta de Bank of America Merrill Lynch a administradores de fondos señaló que la expectativa de los inversionistas por el alza de tasas por parte de la Reserva Federal de Estados Unidos se ha pospuesto para el cuarto trimestre del año.

“Los inversionistas ya estaban posicionados para un menor crecimiento en China y los mercados emergentes, pero su postura “fuera de riesgo” se ha intensificado.

Los inconformistas estarán notando un posicionamiento hacia un agresivo desfavorecimiento en torno a los mercados emergentes,” dijo Michael Hartnett, Estratega en Jefe de Inversiones de BofA Merrill Lynch Global Research.

El Comité Federal de Mercado Abierto (FOMC, por sus siglas en inglés) de la Fed se reunirá el 16 y 17 de septiembre y anunciará su decisión de política monetaria.

Con información de Reuters.

 

Siguientes artículos

México y Egipto: la búsqueda de la verdad tras el fatal viaje
Por

Egipto tiene la responsabilidad de buscar y encontrar justicia, que sirva de muestra a otros territorios de que, ante la...