Aunque los pedidos de beneficios estatales por desempleo aumentaron en 7,000, a una cifra desestacionalizada de 284,000, en la semana que terminó el 9 de enero, las perspectivas indican que el mercado se mantiene en buen estado.

 

Reuters

PUBLICIDAD

La cantidad de estadounidenses que presentaron nuevas solicitudes de subsidios por desempleo subió inesperadamente la semana pasada, aunque se mantuvo en un nivel asociado con condiciones favorables en el mercado laboral.

Los pedidos iniciales del beneficios estatales por desempleo aumentaron en 7,000, a una cifra desestacionalizada de 284,000, en la semana que terminó el 9 de enero, dijo el jueves el Departamento del Trabajo. Las cifras de la semana anterior no fueron modificadas.

Economistas encuestados por Reuters habían estimado que las solicitudes del beneficio estatal cayeran a 275,000 en la última semana.

Con todo, los pedidos de subsidios por desempleo permanecieron por debajo del umbral de 300,000, que normalmente se asocia con un mercado laboral fuerte, por cuadragésima quinta semana consecutiva, la serie más larga desde comienzos de la década de 1970.

 

Siguientes artículos

Inversión fija bruta baja 1.1% en octubre
Por

Los gastos en maquinaria y equipo total se redujeron 0.9% y en la construcción bajaron 0.7% frente a los del mes precede...